“¿Quieres que continúe?”

Centro Histórico

.- Tras protestas, López Obrador dice consulta decidirá  su permanencia.

.-  Siete gobernadores rechazan el semáforo epidemiológico federal  porque tienen sus estrategias.

.- Cientos de fieles celebran a la Santa Muerte en su altar de Ciudad de México.

.-  Cuidado, trabajar desde casa puede suponer un recorte de tu salario.

Crescencio Cárdenas Ayllón __________________

Pues sí, claro que sí hay cosa que se ven y no se miran o al revés pero lo cierto es que con la manifestación (¿?) del sábado último la marcha pues de vehículos en su mayoría muy modernos desfilaron por varias calles den las principales ciudades del país  incluyendo la De México esa cuyo escudo son dos clips atravesados o cruzados que según la policía y conocedores no rebasó los 200 o 250 acá y casi mil en la república y era con el propósito de exigir la renuncia del presidente López Obrador para que regrese los dineros que no han podido ganar ahora los ladrones de cuello blanco de la mejor conocida IP.

Y dicen los analistas capaces que los manejadores casi llegan al número que podría mover el tapete y contrarrestar al número de votos que logró el chiapaneco cuando  Andrés Manuel López Obrador ganó la elección presidencial con 30 millones 46 mil sufragios, que representaron el 53.17 por ciento del total de los votos emitidos, bueno si casi le llegan al porcentaje que requieren los protestantes

Sin embargo el conocido como Peje les reviró a esos que pretenden su retiro anticipado por no convenir a sus intereses personales que son muchos pero no suficientes y les aseguró “Viene la revocación de mandato. Es una reforma que yo promoví para que en el 2022 le pregunten a la gente: ¿quieres que continúe el presidente o que renuncie?”, dijo en un video grabado desde la ciudad Palenque, en el sureño estado Chiapas.

El sábado, pues manifestantes en varias ciudades del país realizaron caravanas con automóviles organizadas en redes sociales para protestar en contra del gobierno, exigiendo la renuncia del presidente a un año y medio de haber tomado posesión. López Obrador sumó críticas en la cúpula empresarial recientemente, luego de que el plan de contingencia de su gobierno para enfrentar el golpe económico por el coronavirus se enfocó en sectores populares y de que empresarios se quejaron de no recibir apoyos suficientes.

Carlos Salazar, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, dijo en abril que la única vía en la que la ciudadanía podía mostrar su descontento con la presidencia era en las urnas, ante la posibilidad que abrió el gobierno actual para la revocación de mandato del presidente.

Pero como dicen los dichos y dice bien “a quién le dan pan que llore” o “la oportunidad la pintan calva” ahí tienen que Siete gobernadores rechazaron el semáforo epidemiológico presentado por el gobierno federal para la reanudación de actividades y el fin de la Jornada Nacional de Sana Distancia. En conferencia de prensa, los gobernadores de Coahuila, Nuevo León, Durango, Tamaulipas, Jalisco, Colima y Michoacán, manifestaron su inconformidad con lo presentado por la administración de Andrés Manuel López Obrador y anunciaron que aplicarán estrategias propias para la reactivación económica y de actividades.

“Los siete estados aquí representados manifestamos nuestra inconformidad y rechazo a un semáforo que no refleja la realidad de nuestros estados; por el contrario, pareciera ser que tiene un propósito político para responsabilizar a los estados por los muertos”, dice el comunicado de los mandatarios.

Según ellos, con el mapa que se presentó el pasado viernes, el gobierno federal traslada la responsabilidad del COVID-19 a las autoridades estatales, y señalaron que las autoridades incumplieron con el compromiso de darles a conocer el semáforo antes de su publicación.

Por ello, los gobernadores comunicaron que el proceso de reapertura gradual será tomando en cuenta todas las medidas sanitarias y con una mayor capacidad de realizar pruebas para detectar el COVID-19 y evitar contagios. También criticaron que el presidente López Obrador comience una gira de actividades por diversas partes de la república, cuando el semáforo pone en rojo a casi todo el país, excepto Zacatecas.

Y para que vean que de todo hay en México, no digo como en botica porque allí no encuentras nada, pero miren esto que no es nuevo pero si curioso: Cientos de fieles celebran a la Santa Muerte en su altar de Ciudad de México. Cientos de seguidores de la Santa Muerte se reunieron este lunes en su altar del popular barrio de Tepito en la Ciudad de México para celebrar la vuelta a la normalidad tras el confinamiento por la epidemia de coronavirus.

“Desde que empezó la pandemia jamás he cerrado y todos los días primeros (de cada mes) ha habido aquí gente; nunca ha dejado de haber gente”, comentó a Efe Enriqueta Romero, “Doña Queta” como la llaman los fieles de la Santa Muerte. Enriqueta, que tiene la imagen en un porche de su casa, recibió a lo largo de esta jornada la visita de más de medio centenar de personas, todas fieles de la Santa Muerte, que no tiene pertenencia oficial a ninguna religión, aunque sí muchos seguidores.

Las personas entran y salen de manera rápida, algunos llevan mascarillas, una de las medidas obligatorias en este retorno a la normalidad tras un confinamiento que no importó a los fieles de la Santa Muerte. El altar está abierto las 24 horas del día todo el año gracias a los esfuerzos de “Doña Queta”, que siempre está disponible para escuchar y fotografiarse con las personas que la visitan.

“La necesidad es más grande, nunca he dejado de salir y pues la necesidad, ‘mijo’, yo no tengo quien me mantenga”, comentó “Doña Queta” al explicar el porqué de su decisión de mantener abierto el altar todo el tiempo.

De rodillas o cargando figuras de la imagen, los seguidores se acercan a su altar con velas, cigarros, dulces, bebidas alcohólicas de todas las categoría o flores.

Los más creyentes le echan humo de marihuana y la bañan con “tonayan”, una bebida alcohólica elaborada a base de caña de azúcar que es muy popular entre los consumidores por su bajo precio, ya que una botella de medio litro cuesta menos de un euro.

Algunos, pocos, le llevan, oro, joyas y dinero en efectivo que dejan en manos de “Doña Queta” para que se encargue de su cuidado y también de su administración, pero ninguno de ellos revela sus peticiones a la imagen.

“¿Quién sabe? Nunca le pregunto a la gente qué le pidió, no sabría qué contestar”, dice Enriqueta, quien el próximo 31 de octubre celebrará los 19 años que lleva instalado su altar, uno de los más visitados en la capital mexicana.

La peregrinación en Tepito, uno de los barrios más antiguos de la Ciudad de México, se repite todos los primero de mes y ya se prepara su fiesta anual para el 1 de noviembre, una fecha que coincide con la tradición del día de muertos en México.

“Yo no me quejo. Desayuno, como y ceno, tengo un techo y tengo mi televisión”, agrega Doña Queta, la primera guardiana y, tal vez, una de las más grandes seguidoras de la Santa Muerte.

Esperemos que esto no pase en nuestro México tan presto a imitar cosas que ocurren en otros países y que aquí causan un verdadero desastre, vean esto. Cuando el director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, le explicó a su equipo que podrían solicitar un acuerdo para trabajar desde casa, había una trampa importante: dependiendo del lugar donde vivieran, podrían ver recortado su salario.

Le dijeron al personal, a través de Facebook Live, que habría algunas fluctuaciones salariales, probablemente recortes, si se mudaban de estado: lo que el 75% de empleados había indicado que haría. “Les restringiremos las bonificaciones a todo el mundo el 1 de enero”, les explicó Zuckerberg a sus empleados.

El concepto de bonificaciones por localización, especialmente en Estados Unidos, no es nuevo: según TechCrunch, otras compañías como GitHub, que han distribuido su fuerza laboral, le han pagado a sus empleados importes diferentes dependiendo de dónde viven durante un largo período. La teoría detrás de la bonificación por localización es esta: el coste de vida es diferente en cada estado y, por eso, los salarios se deben adaptar de acuerdo a cada lugar.

Sobre el papel, tiene sentido: alquilar un apartamento de dos habitaciones en el centro de San Francisco cuesta mucho más de lo que cuesta el mismo apartamento en una localidad pequeña de Texas, por poner un ejemplo.

Pero según el economista de Indeed APAC, Callam Pickering, es poco probable que los trabajadores elijan mudarse a estados en los que vean recortados sus salarios en Estados Unidos. Explica que hay ciertas ciudades como Nueva York o San Francisco, donde las ganancias promedio son muy altas, y luego hay otras ciudades en las que los salarios son bastante bajos, algo que no siempre pasa en todos los países.

De todos modos, ¿aceptaríamos un recorte salarial?  Curiosamente, hay en algunos países en los que no les molestaría que les recorten el sueldo si pueden trabajar desde casa. Según una encuesta de OnePoll y LogMeIn, más de uno de cada cuatro australianos (el 27 %) aceptaría un recorte salarial a cambio de trabajar desde casa de forma permanente.

Una cantidad abrumadora de australianos (el 83 %) piensa que ahorrar tiempo de viaje es el mayor de los alicientes del trabajo a distancia. Y no se trata solo de tiempo, sino de dinero. Según Maurie Blackman de Motley Fool, si te ofrecen una reducción de 3000 dólares en tu salario a cambio de trabajar desde casa, puede que ni lo notes.

“Imagina que aceptas una reducción de 3000 dólares en tu salario a cambio de trabajar desde casa. Si actualmente gastas 250 dólares al mes para ir al trabajo en tren o autobús, o una cantidad similar en combustible, entonces efectivamente compensa”.

Tendedero. Ayer lunes 1 de junio inició la ‘nueva normalidad’ que incluye la reapertura de algunas actividades como la minería, construcción y fabricación de equipo de transporte y cerveza. El semáforo que servirá de guía para la reapertura de actividades en el país tiene cuatro colores: rojo – riesgo extremo; naranja – alto; amarillo – riesgo medio y verde – de riesgo bajo. Según el subsecretario de Salud Hugo López-Gatell, esta “nueva normalidad” es para reactivar la economía. “Es muy importante tener claro que la epidemia sigue. Le faltan varias semanas, todavía tiene que completar varios ciclos de transmisión en distintas partes del país”, No pues sí ya veremos dijo un ciego…

Por lo demás, creo que todos estamos bien.

www.entresemana.mx