Política, poder y dinero

Un dilema para las democracias de América

Estimado Alfredo:

En mi vocación y compromiso de hacer la retadora y fascinante tarea de  “divulgación del conocimiento” como una forma de “contribución social”  facilitando  el acceso de la población y de la ciudadanía en general, a  fuentes del saber científico, académico y hasta literario.

En esta ocasión, comparto   un valioso trabajo realizado por académicos y distintas personalidades iberoamericanas.

Presento una apretada síntesis del siguiente trabajo:

“POLITICA, PODER y DINERO” estudio realizado con el auspicio de:

  1. Instituto Federal Electoral (IFE)
  2. Organización de los Estados Americanos (OEA)
  3. Fondo de Cultura Económica ( FCE )

Cuya primera edición fue el año 2011.

Dante Caputo, fue el Director del Proyecto, siendo José María Insulza Secretario General de la Organización de Estados Americanos ( OEA )

Dante Caputo, Ministro de Relaciones Exteriores de la Argentina (1983-1989)

José María Insulza, Ministro de Relaciones Exteriores de la Chile  (1994-1999)

Al final de este texto adjunto ligas electrónicas, acerca de estas dos personalidades políticas, propulsores y artífices  del estudio que con  humildad y agrado les comparto.

Va apretada síntesis:

“La democracia es una inmensa experiencia humana. Está ligada a la experiencia histórica de libertad, justicia y progreso material y espiritual, Por eso es una experiencia permanentemente inconclusa”

Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo 2004.

“La esencia de la democracia es que los ciudadanos ejerzan influencia sobre los gobiernos a través del libre ejercicio de sus derechos a participar en las elecciones, manifestaciones pacíficas, libertad de expresión y otras formas de actividades políticas. Pero en cualquier sociedad de mercado los recursos con los cuales los participantes pueden competir para influir políticamente son desiguales. La igualdad de derechos no es suficiente para mantener la igualdad de influencia política en sociedades económicamente desiguales”.

Adam  Prezeworski.

El Poder del Estado en Democracia se deriva de las tres formas básicas de Legitimidad política:

  1. a) su origen en elecciones periódicas, libres y transparentes
  2. b) su ejercicio, organizado a través de instituciones republicanas de gobierno, y
  3. c) su fin: de ampliación de bienestar.

Pero la política es cada vez más dependiente del dinero

La asimetría de riqueza y, consecuentemente, de poder constituye el principal obstáculo para la difusión del bienestar.

En los procesos electorales se analiza los impactos más notorios del dinero y, por tanto, lo que cada uno de los ciudadanos pueda aportar es desigual

Quienes tienen el poder a través de la concentración del dinero intentan que las democracias en nuestra región alteren lo menos posible las relaciones de poder preexistentes, manteniendo las apariencias.

  1. La pérdida de las condiciones igualitarias de la competencia.
  2. La distorsión de la agenda política a partir de la cual se gestan las opciones electorales.
  3. La limitación de las opciones donde hay temas que quedan fuera de la opción ciudadana.
  4. La desigual oportunidad de la difusión de la imagen y el mensaje del candidato ha llevado a que los medios de comunicación jueguen un papel decisivo en la elección. El dinero es la posibilidad que otorga acceso a esos medios y, consecuentemente, a la opinión pública. Los medios de comunicación son decisivos, pero el dinero aumenta su influencia
  5. Consistente con lo anterior, en el estudio se observa que las campañas electorales tienden a vaciarse de contenidos programáticos. La propaganda reemplaza a la propuesta y el dinero otorga la capacidad para hacer propaganda. Se produce así un ciclo negativo que deteriora la calidad de la opción electoral. El candidato es tratado como un objeto de publicidad y no como el portador de opciones para la sociedad.
  6. La propaganda reemplaza al debate y al programa. Podemos suponer que la correlación entre la pobreza del debate y las propuestas programáticas con la perdida de la calidad de la opción electoral es alta, lo cual potencia el impacto del financiamiento.
  7. El dinero compra votos y favores, y con ello aumenta el carácter clientelar de una elección.

Análisis del impacto del dinero sobre el ejercicio y las decisiones del gobierno:

  1. El vuelco de las condiciones del Estado hacia quienes tienen más recursos y capacidad de influir.
  2. La capacidad del lobby, que logra frecuentemente, llevar ciertas políticas a favorecer intereses de sectores económicos concentrados y privilegiados. Esto es más marcado en sociedades donde el estado es débil, ineficaz y con instituciones poco modernas.
  3. Se analiza cómo esta influencia sobre las políticas públicas genera, por lo menos tres consecuencias:
  4. a) Se dejan de aplicar políticas necesarias para el bienestar general.
  5. b) Se aleja el gobierno de las expectativas del sector del electorado que lo eligió
  6. c) Se genera una poderosa fuente de corrupción.

Es de conocimiento público y periodístico nacional, que los procesos electorales en México, es uno de los más caros del Mundo. Cada voto cuesta una “millonada” dinero que se necesita para muchas otras prioridades y urgencias en beneficio de la población y sociedad mexicana.

Comparto texto de Manuel Ajenjo de fecha 10 de Marzo 2021:

https://www.eleconomista.com.mx/opinion/Mexico-la-democracia-mas-cara-del-mundo-20210310-0141.html

La elite política mexicana, esta emocional y económicamente muy distante de la gran población mexicana y sus apremiantes y urgentes necesidades materiales cotidianas.

Aspiración ciudadana:

“ELECCIONES LIBRES; LIMPIAS y…..ECONOMICAS”

Luis Fernando Pasco Chávez. __________

Académico/Investigador

Referencias:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: