Los burros al poder

En las nubes 2.

Carlos Ravelo Galindo, afirma:_________

14  de agosto de 2015.- Seguimos sin comprender, menos entender, cómo es posible que ofrezca el gobierno, vaya su joven mandatario, poner luz, instalar agua, dar salud a poblados mexiquenses. Ayudar a la juventud a sobresalir en nuevos centros superiores de educación que no existen.

 Nada  de esto, ya ofrecido con anterioridad en el Estado de México, su hábitat, se llevó a cabo cuando gobernaba la entidad. Cree él que ahora sí cumplirá. Es la frustración que mueve la desconfianza.

Dejémonos de premoniciones y platiquemos mejor  cómo, según la historia, llegan los burros al poder. Para razonarlo que mejor la siguiente ilustración filológica.

 Leamos, también nosotros, para que se nos quite lo asno. Con perdón de éstos.

Había una vez un rey que quería ir de pesca. Y para asegurarse, un buen día, decidió llamar a su pronosticador del tiempo y preguntarle como estaría el clima en las próximas horas. Éste lo tranquilizó. Podía ir tranquilo, pues no llovería.

Como su novia vivía cerca del sitio de pesca, el rey se vistió con sus mejores galas. En el camino, el monarca se encontró con un campesino montado en su burro, que al verlo le dijo:

-“Señor, es mejor que vuelva, pues va a llover muchísimo.”

Por supuesto el rey siguió su camino:

 “Que sabrá este tipo si tengo un joven especialista al que pago muy bien, que me dijo lo contrario. Mejor sigo adelante.”

Y así lo hizo. A las pocas horas, comenzó a llover torrencialmente. El rey se empapó y la novia se rio al verlo en ese estado.

Furioso, el rey volvió a palacio y despidió a su empleado. Acto seguido, mandó llamar al campesino y le ofreció el puesto, pero éste le dijo:

-“Señor, yo no entiendo nada de eso, pero si las orejas de mi burro están caídas, quiere decir que lloverá.”

Entonces el rey contrató al burro…

Y fue así como comenzó la costumbre de contratar burros para desempeñar los más altos cargos de responsabilidad de un reinado, o un gobierno…

craveloygalindo@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: