La 4T va ahora por el PRI

Pulso
Eduardo Meraz ______________

Puesto que el caso Lozoya únicamente le alcanzó a la 4T para debilitar al Partido Acción Nacional, como quedó demostrado en Coahuila e Hidalgo, donde el blanquiazul fue relegado al tercer sitio de las preferencias, el gobierno parece decidido a minar al Revolucionario Institucional, con miras a las elecciones de 2021.

Son varias las señales que empiezan a aparecer en el escenario, que ponen al descubierto la estrategia que seguiría el Movimiento de Regeneración Nacional, una vez que, aparentemente, han superado la difícil etapa para elegir a su dirigencia nacional.

Después de varias semanas de ominoso silencio sobre el avance en las indagatorias en contra de Emilio Lozoya Austin, en su calidad de testigo colaborador, que le permite seguir su proceso fuera de las rejas, ahora se da a conocer la denuncia de la Fiscalía General de la República en contra de quien fuera titular de Hacienda y de Relaciones Exteriores la administración anterior, Luis Videgaray Caso.

La denuncia -que hasta el momento se desconoce si fue aceptada o se rechazada por las autoridades contempla, entre otros delitos, el de traición a la patria, que tendría más objetivos mediáticos que validez jurídica-, coincide en tiempos con el desvanecimiento de las relaciones de alto nivel en EU de Luis Videgaray, ante la previsible derrota electoral de Donald Trump.

A lo anterior hay que agregar la disposición colaborativa de Emilio Zebadúa González, Oficial Mayor de la Sedesol y la Sedatu cuando las encabezó Rosario Robles. El exfuncionario dijo tener información que acredita que los desvíos de recursos en la llamada “Estafa Maestra”, se utilizaron para financiar campañas políticas del PRI en el sexenio pasado, y que tanto Rosario Robles como el expresidente Enrique Peña Nieto, estuvieron directamente involucrados.

Oportunista como siempre, el ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, quien se encuentra actualmente preso en el Reclusorio Norte, también se dijo dispuesto a declarar en relación al caso Odebrecht «sin la necesidad de solicitar ningún criterio de oportunidad o beneficio alguno».

Duarte, quien fue sentenciado y admitió su responsabilidad en los delitos de lavado de dinero y asociación delictuosa, reveló en una serie de tuits que Enrique Peña Nieto “tenía un compromiso muy grande con estas personas (de Odebrecht) por el apoyo que había recibido para su campaña presidencial».

De manera previa, se habían hecho acusaciones a políticos del PRI, como el ahora senador Miguel Ángel Osorio Chong y al propio líder nacional del tricolor, Alejandro Moreno que, por el momento, se encuentran en stand by.

La detención de Salvador Cienfuegos, ex secretario de la Defensa Nacional en el gobierno de Peña Nieto, acusado en Estados Unidos por supuestos vínculos con el narcotráfico, constituyó un bono adicional, que le cayó de la nada a la estrategia morenista de desdorar la imagen de sus principales opositores, en este caso, del Revolucionario Institucional.

En términos mediáticos, los señalamientos contra políticos priistas ya mencionados seguramente se irán dosificando hasta fechas próximas a la jornada electoral de 2021, salvo que en el camino aparezcan videos de gente cercana al presidente López Obrador, como ocurrió con su hermano Pío.

He dicho.

EFECTO DOMINÓ

Arranca la campaña gubernamental contra la obesidad, a través de la historieta “¿Qué te estas tragando?”, que presumiblemente dará orientación nutricional a la población. Esperemos que en esta ocasión la campaña no se le atragante al gobierno, como la de “cuenta hasta 10”, para combatir la violencia familiar y que fue un rotundo fracaso.

eduzarem@gmail.com

www.entresemana.mx

www.misraicesdigital.com.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: