El gobierno de México, cabizbajo ante el brazo ejecutor del crimen organizado

.- Consideró que detrás de todo esta parafernalia, en la SSC hay traidores porque con el atentado en contra de su titular, “pusieron de rodillas a todo el Estado mexicano”.

.- Pero como el pleno del soviet  morenista de San Lázaro, protege al nuevo y ahora Jefe de la Mafia del Poder de la izquierda neoliberal, todos ellos en un plan de connivencia permitirán que siga gobernando la narco anarquía presidencial, alertan Diputados de oposición.

.- Pese a todo, el Jefe del Ejecutivo podría estar sujeto a un Juicio de Procedencia para desaforarlo y deponerlo como Presidente de la República, al violentar el Artículo 150 del Código Federal Penal.

Blas A. Buendía / Reportero Free Lance ___________________

filtrodedatospoliticos@gmail.com

Al advertir que “el Estado mexicano en este momento está viviendo un estado de alerta y casi de indefensión” derivado del ataque en contra de Omar García Harfuch, secretario de Seguridad Ciudadana del Gobierno de la Ciudad de México, el investigador y catedrático de la Universidad La Salle, Julio Jiménez advirtió que el narcotráfico le ha ganado terreno al gobierno constitucional que encabeza el izquierdista Andrés Manuel López Obrador. En síntesis, “el gobierno de México, está cabizbajo ante el brazo ejecutor del crimen organizado”.

“Efectivamente –afirmó- las fuerzas armadas, las policías y la sociedad en general, están viviendo momentos de incertidumbre y de gravísima desconfianza en el marco de un escenario de violencia, impunidad, un escenario donde tal parece que las amenazas por parte de la delincuencia organizada, sí se cumplen.

“Un escenario –continuó- donde ya no hay respeto por nada, ni por nadie, donde incluso los cárteles de la delincuencia organizada, hablando desde el Cartel de Nueva Generación, hasta, obviamente, en la Ciudad de México, el poderoso Cártel Unión Tepito, todos ellos han mostrado su brazo ejecutor al usar armas mucho más poderosas que las armas convencionales de la policía capitalina, situándolos en plena desventaja”.

Si bien los grupos delictivos vienen demostrado su poderío con armas con calibres de 50 milímetros, desarrolladas por la firma Barrett Firearms Manufacturing, que por cierto son parte del equipo de muchas unidades especiales, cárteles de narcotráfico en Latinoamérica y ejércitos del mundo, incluyendo las fuerzas especiales estadounidenses, México está  desamparado en esta materia.

Reprobó al gobierno tanto federal como locales, de descuidar la Seguridad Nacional al permitir los recortes presupuestales dejando en pañales a las policías de todo el país, ya que en el atentado sufrido por Omar García Harfuch, quedó demostrada la fortaleza del narcotráfico que impunemente opera en México, cuya fuerza se ha ensalzado como un Estado de facto paralelo al constitucional.

El también diestro abogado en las ramas jurídicas del Derecho, estimó que el narcotráfico se ha infiltrado en las estrategias de seguridad nacional, y dejó entre ver que la logística que utilizaron los sicarios que atentaron contra la vida de García Harfuch, pudo haber sido muy efectiva para asesinar al funcionario, en cuya escena fallecieron dos de sus escoltas y una mujer civil que desgraciadamente pasaba por el lugar de los hechos, en el suburbio exclusivo de las Lomas de Chapultepec.

“Desafortunadamente a veces se filtra la información, las rutas de seguridad del secretario que obviamente, diario a diario, tomaban rutas distintas, por lo que también es un claro ejemplo de que esta ruta fue filtrada. Obviamente, los criminales sabía cuántos elementos de seguridad lo acompañaban, qué tipo de blindaje usaba la camioneta para poder, penetrarla”, destacó.

El Doctor Julio Jiménez hizo un severo llamado de atención al gobierno federal para que el presidente Andrés Manuel López Obrador, ya se deje de rodeos y de connotaciones histriónicas y asuma su verdadero papel de primer mandatario, porque eso de plantearse la estrategia de “abrazos, no balazos”, “acusar con las abuelitas de los delincuentes”, no está dando resultado y es una vergüenza a nivel mundial.

Sin lugar a dudas –apuntó- efectivamente esa política pública de buscar la paz con ‘besos y abrazos’, y acusar a los malhechores con sus abuelitas, así como de ir a saludar a la mamá del narcotraficante El Chapo Guzmán –preso en una penitenciaría de alta seguridad en Estados Unidos-, jamás funcionará o que traiga beneficios para la sociedad sin tener un aparato de justicia efectivo.

Reconoció, en cambio, la gran labor del secretario Omar García Harfuch, ya que si bien es un policía de carrera, cuenta con una labor de alta inteligencia, con operativos que han golpeado los intereses de esos grupos de la delincuencia organizada.

Insistió: “La política de Austeridad Republicana ha provocado la disminución significativa en los presupuestos para garantizar, y dar cuando menos, garantías mínimas de seguridad, a todo aquel funcionario vinculado en la administración de Procuración de Justicia. En cada momento se registran atentados en contra de jueces federales y de distrito, presidentes municipales, y hoy en contra del secretario de Seguridad Ciudadana”.

¿Qué nos esperamos los mexicanos? –se preguntó-. ¿Cuál fue la respuesta del gobierno?, obviamente, en este momento el gobierno está guardando secrecía, no hay un comunicado oficial por parte de la Fiscalía General de Justicia-CDMX, sino que sus funcionarios de escritorio solo se limitaron a dictar una insulsa conferencia de prensa, “que la verdad, los mexicanos votamos para tener un fortalecido estado democrático y de derecho, y no tener a un gobierno de justificaciones”, lamentó.

Queremos –continuó- un gobierno de soluciones, queremos que las autoridades cumplan con su deber y no salgan con el argumento de que “no vamos a caer en la provocación”, como ya sucedió recientemente en la capital de la República mexicana, con marchas de grupos violentos, con grupos de narcos que destruyen el Patrimonio Histórico y el patrimonio privado, en cuyo escenario lamentablemente se observa que la policía y las instituciones, solo se quedan mirando, dando pie a la construcción de un estado de anarquía e impunidad.

Y ante la falta de que México tenga un sistema de justicia sólido para combatir a la delincuencia, ésta cotidianamente toma por asalto las principales vialidades como es Paseo de la Reforma, en la zona de Lomas de Chapultepec, donde se halla una de las zonas de mayor nivel económico, de mayor presencia policiaca y en donde obviamente hay cámaras de vigilancia y monitoreo.

En este contexto, puso en tela de duda que los funcionarios y monitoristas de la SSC, estén cumpliendo con sus funciones que se les encomendó, al no percatarse de la logística criminal que fuerte grupo de ataque, operó de forma inmediata para  atentar, fallidamente, contra la vida del titular de la Secretaria de Seguridad Ciudadana.

Recordemos –dijo- que este tipo de funcionarios traen vehículos de avanzada, usando rutas diferentes a diario, que obviamente, “alguien” pudo haber filtrado la información para permitir que los asesinos ejecutaran al funcionario. “La lectura que se le puede dar a toda esta parafernalia es que existen funcionarios traidores coludidos con el crimen organizado que operan desde los escritorios del edificio sede de la SSC, en la calle Liverpool de la Zona Rosa”. No obstante de ello, exhortó al sistema de gobierno sea más precavido “porque ese tipo de delincuentes son extremadamente peligrosos”.

Evidentemente –remarcó- el grupo de delincuentes del Cartel Jalisco Nueva Generación, incluso el de la Unión Tepito, le han declarado la guerra al gobierno federal y local, “lo han arrodillado. Ellos sí le han declarado la guerra al gobierno mexicano y aquí está la clara muestra de que ellos también tienen armamento y capacidad de respuesta, capacidad de logística y capacidad para implementar un aparato de esas magnitudes asesinas”.

La dimensión de destreza de los criminales –aseveró- rebasó en su totalidad los operativos de resguardo del funcionario, ya que destruyeron el blindaje nivel 7 de la camioneta del secretario de Seguridad Ciudadana. “Es terrible que los mexicanos hayamos vivido ese tipo de escenarios en un horario laboral. Hay la muerte de una ciudadana que circulaba junto con su familia que fue víctima de las balas y que pierde la vida en este intercambio de los escoltas del secretario con los malhechores”.

“Se presume que el crimen organizado ya rebasó todo orden constitucional, claro ejemplo lo reveló el Fiscal de Justicia del estado de Jalisco, Gerardo Octavio Solís Gómez, quien dijo que ‘era algo común’ de que el crimen organizado estuvieran infiltrados en las fiscalías”.

En este sentido, el Doctor Julio Jiménez, externó: “Debo ser muy categórico, objetivo, imparcial y hablar con  la verdad: la Ciudad de México vive las cifras de delincuencia, impunidad y corrupción más altas de todo el país, incluso la violencia verbal y demagógica de la gobernadora Claudia Scheinbaum”

Son simples montajes –señaló- Claudia se ha permitido jugar con la ironía con la manipulación de cifras como están acostumbrados en este gobierno de la Cuarta Transformación: a manipular cifras, a engañar a la gente y abusar de la confianza de los millones de mexicanos que depositaron su voto a su favor, y como pago, este gobierno ha fallado de todas-todas.

“Es un gobierno que no ha cumplido”, sentenció para aseverar otra realidad: “A López Obrador le quedó grande la silla presidencial porque no ha logrado entender de cómo enfrentar con inteligencia de investigación, los operativos mínimos necesarios para contender, la capacidad de fuego de los grupos de la delincuencia organizada”.

Pero lo más importante –precisó- es la parte jurídica; de nada sirve que los policías pongan en riesgo sus vidas en los operativos para detener a los delincuentes, para que después el mismo Presidente de  la República ordene “déjenlos en libertad”, así de sencillo, cometiendo un gravísimo e imperdonable delito.

El propio Ejecutivo federal –refirió- cometió un delito contemplado en el Código Federal de Procedimientos Penales (violento el espíritu del Artículo 150). “Este tema es un mensaje de impunidad, es un mensaje de anarquía, es un escenario en donde delimita la importancia constitucional de las fuerzas armadas tanto civiles como militares”.

A manera de ilustración, Artículo 150 del Código Penal, desarrolla una severa sentencia: “Se aplicarán de seis meses a nueve años de prisión al que favoreciere la evasión de algún detenido, procesado o condenado. Si el detenido o procesado estuviese inculpado por delito o delitos contra la salud, a la persona que favoreciere su evasión se le impondrán de siete a quince años de prisión, o bien, en tratándose de la evasión de un condenado, se aumentarán hasta veinte años de prisión. Si quien propicie la evasión fuese servidor público, se le incrementará la pena en una tercera parte de las penas señaladas en este artículo, según corresponda. Además será destituido de su empleo y se le inhabilitará para obtener otro durante un período de ocho a doce años”.

En este marco jurídico, Diputados de oposición advierten que si México contara con un Congreso plural o que su mayoría fuera razonada para ajustarse a los preceptos de nuestras leyes y la constitución, en otras épocas el 150 pondría a temblar al Presidente de la República.

Pero como el pleno del soviet  morenista de San Lázaro, protege al nuevo y ahora Jefe de la Mafia del Poder de la izquierda neoliberal, todos ellos en un plan de connivencia permitirán que siga gobernando la narco anarquía presidencial.

Pese a todo, el Jefe del Ejecutivo podría estar sujeto a un Juicio de Procedencia para desaforarlo y deponerlo como Presidente de la República, al violentar el Artículo 150 del Código Federal Penal.

El Doctor Julio Jiménez intervino en una mesa de discusión político-jurídico en el espacio Reporte Meganoticias TVC informa, donde analizó el tema de Seguridad Nacional y los alcances de peligrosidad que rodea el atentado contra secretario de Seguridad Pública-CDMX, Omar García Harfuch.