Drama sin respuesta

AMLO está condenando a la muerte a miles de niños

.- La salud pública en México es un campo de desastre en apenas 19 meses de gestión de López Obrador, afirma Jorge Humberto Robledo Rangel, quien advierte  que el IMSS evade con lujo de facilidad dejando que los padres de familia vendan sus propiedades para adquirir los escasos medicamentos que se consiguen solo en el extranjero.

.-  Han sido varios los políticos que se acercaron para anunciar que ayudarían a las familias de niños con cáncer, sin embargo todo ha quedado en un discurso hasta el momento, pues el problema de desabasto de medicamentos oncológicos que hay no sólo en Aguascalientes, sino en otras Entidades, sigue sin tener una solución.

Heriberto Bonilla Barrón _________________

Solo quienes tienen en su familia a un niño con cáncer pueden dimensionar el drama desgarrador que están viviendo desde hace tiempo debido a la falta de medicamentos, algo de lo que se responsabiliza al presidente Andrés Manuel López Obrador, quien se ha distinguido por darles la espalda, al igual que a millones de mexicanos que han perdido su empleo y que se encuentran en una gran crisis económica.

Jorge Humberto Robledo, en entrevista con  FUERZA AGUASCALIENTES, dijo que para el presidente Andrés Manuel López Obrador, antes que la salud de los mexicanos, le interesa sobre todo fondear sus proyectos insignia: las becas de clientelismo político a jóvenes, el aeropuerto de Santa Lucía, el llamado Tren Maya y la refinería de Dos Bocas, todos los cuales solo significan pérdidas hoy y significarán más pérdidas mañana, por lo que los resultados de esa decisión están a la vista, señalando que lamentablemente está condenando a la muerte a miles de niños con cáncer en el país.

Así, en México, son cosas de todos los días las protestas de padres de familia porque a sus hijos se les restringieron quimioterapias o medicamentos contra el cáncer, o de trabajadores de la salud que dicen no contar con el equipo necesario de protección contra el coronavirus, o de familiares de enfermos que fueron descuidados para dar prioridad a aquejados por COVID-19, o también de médicos a los que se les dejó de pagar o se les restringieron prestaciones, por lo que la salud pública en México es un campo de desastre en apenas 19 meses de gestión de López Obrador.

En Aguascalientes se considera que hay más de cincuenta niños afectados por el letal cáncer, son niños que han visto truncados sus juegos, su educación, sus sueños, porque fueron diagnosticados con esta despiadada enfermedad, la cual ha crecido simple y sencillamente porque no hay medicinas en todo el país, se pueden adquirir en el extranjero pero a precios que resultan verdaderamente prohibitivos.

A nivel nacional se estima que anualmente se registran entre cinco mil y siete mil nuevos casos de esta enfermedad en niños y adolescentes, cuyas familias son impactadas provocando un caos en su estabilidad.

Estamos totalmente abandonados no solo por nuestras autoridades en el Estado, sino por el mismo presidente de la República, quien con su presunta austeridad, dejó de comprar los medicamentos desde el año pasado a las farmacéuticas nacionales, sin importarle afectar a los niños y a millones de enfermos en todo el país, dijo a FUERZA AGUASCALIENTES, Jorge Humberto Rangel Robledo, quien habló a nombre de varios padres de familia.

Dio a conocer que a los pequeños los ataca, en 50 por ciento, las leucemias, seguidas por los tumores sólidos, linfomas, tumores del sistema nervioso central y los sarcomas de las partes blandas, señalando que la leucemia es la forma de cáncer más frecuente de los niños, uno de cada tres niños con cáncer, tiene leucemia.

Es una enfermedad de la sangre, producida por la proliferación incontrolada de unas células que se denominan blastos y que se encuentran en la médula ósea, es la forma inmadura de las células antes de que aparezcan sus características definitivas.

El término de tumor sólido es utilizado para diferenciarlo de la leucemia.

Dijo que el cáncer es curable cuando el tumor se detecta a tiempo y se trata de manera oportuna, cosa que ya no está ocurriendo desde que López Obrador y su Gobierno cancelaron las compras a las farmacéuticas nacionales y ante esto, dijo, estamos iniciando una lucha legal para adquirir los medicamentos de los niños en el extranjero y de ser necesario nos vamos a amparar contra nuestras propias autoridades, algo que resulta verdaderamente increíble.

Lo que estamos pidiendo, agregó Rangel Robledo, es que existan los medicamentos, queremos la salud para nuestros familiares y que la supuesta austeridad republicana a la que convoca el presidente López no puede ser en tres rubros vitales, que son la salud, seguridad y educación.

Si él destinó muchos millones para la promoción del beisbol, no vemos por qué no lo ha hecho para la salud y muy en especial para nuestros niños con cáncer, si ahora mismo está aprobando casi tres millones de pesos para hacer una escultura de Arnoldo Martínez Verdugo, que fue presidente del Partido Comunista de México, y millones más para de Sor Juana Inés de la Cruz, además de varios millones más para la iluminación de su Palacio de Gobierno, no concebimos que le esté dando la espalda a la salud de los mexicanos, dijo.

Dio a conocer que solo en el Hospital Número 3 del IMSS, se está atendiendo a 18 niños y aunque hasta hoy ninguno ha fallecido, hay varios que tienen al menos tres meses sin quimioterapia porque no hay medicamentos y sus familiares no tienen dinero para comprarlos.

Algunos padres de familia nos hemos juntado y logramos reunir cierta cantidad para comprar los medicamentos a un precio excesivamente alto de entre 48 y 52 mil pesos mensuales, hemos vendido carros y camionetas a fin de adquirir mensualmente un paquete de oncología para las terapias, de allí que cuando en el IMSS los médicos nos dicen que no tienen las medicinas, nosotros se las procuramos, lamentablemente los altos costos nos rebasan y cuando mucho les podemos dar dos, además de que por increíble que parezca las autoridades del Sector Salud, a nivel nacional, nos frenan para hacer las compras en el extranjero.

Dijo que la mayoría de los niños que han llegado a las unidades del IMSS o del Hospital Hidalgo, lo han hecho tarde, es probable que terminen el tratamiento durante un año, pero si el tumor está muy avanzado es difícil que se pueda eliminar y más cuando no hay medicamentos, señalando que otra cosa que no pueden entender es que si nosotros como padres de familia estamos pagando nuestras cuotas obrero-patronales, el Seguro evade su responsabilidad de no comprar las medicinas y nos la traspasa cuando sabe perfectamente que ninguno de nosotros tenemos los recursos para adquirirlas.

Jorge Humberto Rangel dijo: yo tengo un changarrito en el que doy trabajo a tres personas y cuando me retraso en el pago de mis cuotas de inmediato me caen los abogados del IMSS y me dicen: ¨aquí pagas o te embargo¨, algo que lo hacen drásticamente, pero evaden su responsabilidad para dar la atención adecuada a los niños con el cáncer.

En la entrevista con FUERZA AGUASCALIENTES, refirió que desde su óptica el presidente López se ha encaprichado en no autorizar la compra de medicamentos, simple y sencillamente para demostrar que él es el que manda y esto, agregó, es como si fuera una revancha por haberse tardado 18 años en llegar a la Presidencia, de allí que ha dicho que él nunca será florero de los demás, en cambio él si tiene a sus secretarios de gabinete como auténticos floreros, esto es, sin hacer nada, de allí que es el todólogo que cuando es arrinconado por la verdad se escabulle diciendo: ¨yo tengo otros datos¨.

Nosotros, agregó, también tenemos otros datos porque sufrimos la realidad día con día y esos datos nos dicen crudamente que no hay medicamentos y que nuestros niños están agonizando, reiterando que resulta increíble que los niños tengan ya muchos meses sin su quimioterapia

Luego dio a conocer que en el país el cáncer infantil es la segunda causa de muerte entre los niños de cinco a 14 años de edad, dando a conocer que los síntomas iniciales de la leucemia son infección respiratoria, fiebre, malestar general y dolor de huesos, agotamiento, sangrados de nariz y encías, moretones.

Si estos síntomas son recurrentes y se acompañan de palidez progresiva del menor, debe acudirse al médico para que le realice un estudio de biometría hemática, que permitirá detectar cambios en la sangre, y de ser necesario, estudios específicos de médula ósea para confirmar el diagnóstico.

El elevado coste de los medicamentos utilizados en quimioterapias provoca que el tratamiento llegue a costar hasta 50 mil pesos mensuales, por lo que muchos menores de edad y sus familias se ven obligados a viajar desde sus comunidades a esta ciudad, para atender su enfermedad, lo que implica un gasto no solo económico sino físico y emocional.

A su vez fuentes médicas del Hospital Hidalgo dijeron a FUERZA AGUASCALIENTES,  que algunos de los factores que provocan cáncer es una mala nutrición, pero esto viene desde la madre ya que si tuvo una alimentación deficiente es más probable que alguno de sus niños desarrolle una leucemia u otro tipo de tumor, no es el único factor, pero sí esta enfermedad es más común en personas de bajo nivel económico en un 50 por ciento.

Dejaron en claro que el cáncer no es una enfermedad de la pobreza, pero sí un poco más frecuente en este estrato social ante la falta de buena alimentación por parte de los progenitores, señalando que los niños con cáncer deben de estar bien alimentados para poder enfrentar el padecimiento, pues le ayudará a tener un sistema inmune más fuerte por alguna infección.

La enfermedad provoca que los niños pierdan peso, además de que el tratamiento les causa náuseas y dejan de comer, indicándose que al conocerse un diagnóstico de cáncer en un niño, la dinámica de la familia se ve alterada por completo, llegándose a presentar problemas de conducta entre los hermanos, que dejan de asistir a la escuela.

El que padezca cáncer un niño impacta de manera enorme en el hogar, pues los hermanitos se tienen que quedar con el papá, los hermanos o el tío mientras la madre cuida a su hijo en el hospital, quienes viven en comunidades requieren de dinero para viajar a la ciudad.

TAMBIEN SOMOS POBRES

Quiero decirle al Presidente que nos apoye, yo me acuerdo que él había dicho que le interesa la gente pobre, la gente más humilde, por lo tanto, señor presidente aquí estoy, soy humilde y todos los niños con cáncer merecen vivir, no es justo que los niños estén sufriendo y que aparte de su enfermedad, tengan que sufrir por falta de medicamento, no es justo y exigimos la salud para nuestros hijos y medicamentos para ellos, dijo.

Por su parte, la señora María Inés, narró entre lágrimas, la situación que enfrenta su hijo y dijo que en los últimos meses, es impresionante la cantidad de niños con recaídas, gracias a Dios mi niño está en tratamiento pero ya tiene tres meses sin su quimioterapia por lo que se encuentra muy grave, estoy aquí por los niños que están sufriendo por sus medicamentos, es imposible que las autoridades no puedan voltear a atender la situación, hay niños agonizando, son vidas que se están perdiendo de niños que no merecen que se acabe así su vida por falta de un medicamento.

A su vez Jorge Humberto dijo que de continuar esta situación no descartan la posibilidad de presentar una queja ante organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud.

Finalmente reconoció que pese a que han sido varios los políticos que se acercaron para anunciar que ayudarían a las familias de niños con cáncer, todo ha quedado en un discurso hasta el momento, pues el problema de desabasto de medicamentos oncológicos que hay no sólo en Aguascalientes, sino en otras Entidades, sigue sin tener una solución, minando cada vez más la economía de las familias que intentan completar los medicamentos de sus hijos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: