Cuba: Varadero regresará a actividad turística en mejores condiciones

Wilfredo Alayón * ______________

Varadero, Cuba (Prensa Latina).-  Autoridades y empleados del sector turístico laboran aquí, durante esta etapa signada por la Covid-19 en todo el orbe, en mejorar las instalaciones hoteleras y extrahoteleras para cuando se decida retomar la actividad.

Cuando aparecieron los primeros casos de la pandemia en Cuba, Varadero, el principal balneario de la isla, contaba con más de 34 mil turistas, e incluso llegó a romper su récord de estancias para un día el 31 de diciembre de 2019.

Sin embargo, la inoportuna presencia del coronavirus SARS Cov-2, causante de la citada enfermedad, provocó que los augurios de una buena temporada alta para la llamada industria del ocio en este polo de sol y playa, tuvieran que posponerse.

Pero a pesar del receso por la ausencia de vacacionistas, tanto nacionales como extranjeros, la actividad se mantiene en la localidad varaderense, conocida también como la Playa Azul, en fase de reanimar instalaciones, y mantener el proceso inversionista.

Varadero está ubicado en la península de Hicacos, al norte de la occidental provincia de Matanzas y a 140 kilómetros al este de La Habana, y dispone de más de medio centenar de hoteles que agrupan una cifra superior a las 22 mil habitaciones.

Luis Martínez, subdelegado del Ministerio de Turismo (Mintur) en Matanzas, comentó a Prensa Latina que el total de las edificaciones son objeto de mantenimiento, se recuperan cuartos y las áreas verdes reciben atención para mejorar el paisajismo.

Todo ello -precisó el directivo del Mintur- sin descuidar las medidas higiénico-sanitarias, tanto por los trabajadores del turismo como por los constructores de las diversas entidades que acometen el plan de inversiones planificadas.

CENTRO DE CONVENCIONES Y BULEVAR

Importantes obras de remozamiento recibe el Centro de Convenciones Plaza América para modernizar su estructura, y también avanza el proyecto del nuevo bulevar de Varadero, que estará situado entre las calles 62 y 64, de esta ciudad-balneario.

En 23 años de labor, Plaza América sirvió de sede a 135 citas internacionales como congresos, simposios, convenciones y talleres; y dispone de dos plantas, en la superior con siete salas, incluido un salón plenario, con capacidad total para mil 500 personas.

En la planta baja cuenta con un SPA-club, tiendas de artesanía, boutiques, farmacia, banco financiero y servicio de correo.

Zulema Afá, especialista de esa instalación, informó a Prensa Latina que está previsto como las principales renovaciones, ampliar las áreas de eventos y de servicios con nuevos productos, y aumentar las capacidades para zonas expositivas.

Rehabilitación de pisos, nuevo diseño de la zona central del inmueble, ampliar en el club de playa el servicio de taquillas para los turistas por un día, impermeabilización de cubiertas y nuevos diseños de la red de tiendas, están incluidos en los planes.

“Se prevé mejorar el actual producto gastronómico de los restaurantes especializados en comida criolla, italiana e internacional, y de la cafetería, y uno de los salones estará dedicado a un club de ocio”, precisó Afá.

Explicó que otros objetivos son ampliar la capacidad de público en la filial bancaria, ejecutar labores en las áreas exteriores y jardines, y mejorar el equipamiento tecnológico.

También continúan, por otra parte, los plazos de ejecución pactados para la construcción del bulevar de Varadero, un paseo que estará en el centro de un área de hoteles como Cuatro Palmas, Palma Real, Arenas Blancas y Meliá Internacional, y del Retiro Josone.

MÁS CAPACIDADES Y OBRAS ASOCIADAS

La entrada a Varadero por la autopista que lo une con la ciudad de Matanzas, recibe a los visitantes con un gran ajetreo, ya que la Empresa de Construcción y Montaje de Obras del Turismo de Varadero (Constructora Hicacos), levanta un complejo hotelero.

Los dos inmuebles, que estarán acompañados por un centro comercial, contarán casi mil 100 habitaciones, y estarán caracterizados por diseños en forma de semicírculos y de arco, poco convencionales en la península de Hicacos, acorde con especialistas.

Estas construcciones son responsabilidad de la inmobiliaria Almest y tienen como contratista a la Asociación Económica Internacional Arcos-Bouygues Batiment; incluirán un paseo marinero, y según el cronograma de ejecución, estarán listas en tres años.

Como complemento constructivo en esa área conocida como Oasis, una nueva planta de tratamiento de residuales se ejecuta con el fin de beneficiar el sistema de alcantarillado allí y a la cercana localidad de Santa Marta.

La inversión transita por su primera etapa, declaró Julio González, subdelegado de inversiones en la Empresa provincial de Recursos Hidráulicos, y sus objetos de obra están en cimentación.

“Una primera fase está concebida para dar servicio al complejo Oasis, y una segunda línea dará solución a los residuales del alcantarillado de la población de Santa Marta”, expresó González.

La ampliación de las capacidades hoteleras y extrahoteleras en Varadero ha generado una elevada demanda de agua y para mejorar el abasto del vital líquido, se agiliza la terminación del centro de distribución diseñado por la Empresa de Proyectos de Arquitectura e Ingeniería.

Esta unidad contará con dos tanques de agua, cada uno de diez

mil metros cúbicos, edificio tecnológico, oficina, área energética y viales interiores, y las fuerzas constructoras proceden de la propia Matanzas y de la limítrofe provincia de Villa Clara.

Varadero, con un producto turístico trascendente y reconocido en la arena internacional, aprovecha este obligado descanso de veraneantes en su fina arena y cristalinas aguas, para consolidarse y renovarse en su empeño de ser la mejor playa del mundo.

*Corresponsal de Prensa Latina en Matanzas.