Con Biden no nos iría del todo bien

El otro dato
Juan Chávez _________________

No es deseable que Donald Trump gane la reelección porque ha hecho, en otras razones, unas pinzas de México para apretarle las tuercas a su contrincante demócrata Joe Biden.

Volvió a la carga del muro y aunque The New York Times lo acusó de haber pagado un impuesto federal de 750 dólares en 2016, no parece haber hecho mucha mella en la imagen del millonario neoyorkino  que respondió como aquí lo hace AMLO: “Son informaciones falsas, totalmente inventadas. He pagado mucho y también he pagado muchos impuestos sobre la renta a nivel del estado. El estado de Nueva York cobra muchos impuestos”.

Una declaración mediática, para salir del paso, porque la acusación del prestigiado rotativo señalaba el no pago de impuestos federales, en los 10 años anteriores a 2016.

Tras la denuncia de TNYT, se na señalado que Trump construyó su fortuna sobre el fraude fiscal.

Como quiera, llega al primer debate con Biden con una desventaja en encuestas. El aspirante demócrata a la Casa Blanca cuenta con el favoritismo de los fondos de inversión, según consulta de Reuters y hay empate en Florida y Carolina del Norte, donde la disputa es por los votos católicos y latinos, respectivamente.

Joe Biden.

 Hay que recordar que el presidente mexicano concurrió a la Casa Blanca para reunirse con Trump, que luego utilizó la fotografía de ambos en su campaña, lo que, de alguna forma, incomodó a los demócratas a los que, para infortunio del país, López ni un lazo les ha echado.

Así las cosas, los contendientes llegan a este primer encuentro de la siguiente manera: según la firma británica Survation, un 60% de los inversionistas creen que Biden derrotará a Trump en las elecciones del próximo 3 de noviembre.

Sin embargo, de ser este el caso, el panorama para la economía americana no es muy favorable; la  victoria de Biden sobre Trump podría tener un impacto negativo en las acciones estadounidenses y potencialmente sobre el dólar, teniendo en cuenta lo que ocurra de cara a las elecciones del Congreso.

La encuesta de Survation muestra que 48.4% de los encuestados espera que los Republicanos retengan el Senado y 43% espera una victoria Demócrata; por su parte, 8.6% del restante predice un empate.

Si bien las encuestas ponen al candidato demócrata unos puntos arriba del presidente Trump, la realidad es que la puja electoral cobra matices más intensos en seis de los 52 estados del país, según la encuesta de Ipsos y Reuters.

Por ejemplo en Michigan y Wisconsin, Biden adelanta a Trump por cinco puntos porcentuales, mientras que en Arizona, la diferencia es de solamente un punto, liderado por el demócrata.

En estados con alto impacto en votos como Florida y Carolina del Norte, el pulso electoral se mantiene estable o en un empate con 47% de apoyo para ambos candidatos. Allí mismo, es decisivo el apoyo que logren por parte de la comunidad   latina de Florida y el voto del catolicismo imperante en el país. Así Biden llega con una leve ventaja a su mano a mano verbal.

En México, en tanto, en el balero mañanero  de AMLO, Marcelo Ebrard da a conocer que México tendrá acceso a 51.6 millones de dosis de vacunas contra covid-19, de acuerdo con el mecanismo COVAX de la OMS, y que fue creado por los países para contar con las vacunas de al menos ocho diferentes proyectos del fármaco.  La cantidad obtenida representa el 20% de la población, pero el resto de vacunas se contrataría de manera directa con los laboratorios que tengan el antídoto contra la nueva cepa del coronavirus, declaró el canciller.

www.entresemana.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: