ESPECTACULOS https://misraicesdigital.com.mx Noticias de Aguascalientes, México y el Mundo Thu, 16 Jul 2020 22:29:52 +0000 es-MX hourly 1 https://wordpress.org/?v=5.4.2 https://i1.wp.com/misraicesdigital.com.mx/wp-content/uploads/2019/09/cropped-LOGO-EX-135.png?fit=32%2C32&ssl=1 ESPECTACULOS https://misraicesdigital.com.mx 32 32 69460032 Nadie sabe que estoy aquí de Gaspar Antillo https://misraicesdigital.com.mx/nadie-sabe-que-estoy-aqui-de-gaspar-antillo/ Thu, 16 Jul 2020 22:29:52 +0000 https://misraicesdigital.com.mx/?p=24818 Leer más Nadie sabe que estoy aquí de Gaspar Antillo]]> Gillian Turner ______________

(Film estrenado en Netflix)

Memo es obeso; taciturno; solitario. Vive en un paraíso que es la comuna de Llanquihue en la región de Los Lagos en el sur de Chile, y ayuda a su tío dueño de un rancho de ovejas junto al Lago.

Memo tiene extraños pasatiempos: con su máquina de coser fabrica prendas en telas exóticas cubiertas de lentejuelas e hilo dorado; y con gran sigilo entra casas ajenas. No roba nada, no hace daño, simplemente revisa las pertinencias, prueba el jacuzzi, come algo, en una ocasión recoge un esmalte de uñas (para luego pintarse las uñas con un bonito color verde turquesa).

A pesar de sus voluminosas dimensiones, Memo es de pies ligeros. En la noche, cuando su tío duerme, pone su deslumbrante manto y baila.

A Memo le han robado su único don, y lo han dejado sin nada. Ocurrió en aquella época de los programas juveniles, concursos y demás, en la televisión. Entonces Memo  era un chico corpulento pero con una maravillosa voz para el canto. Su padre vendió su voz, para que un muchacho físicamente más presentable la usara en playback.  Memo cantaba, pero era invisible, y su voz pertenecía a otro.

Poco a poco, vamos descubriendo detalles de su vida en el pasado, intercalados con la belleza del paisaje, el ruido del viento, las nubes reflejadas en el lago, escenas con el Tío Braulio, siempre cariñoso con Memo y paciente con sus manías.

Dos eventos interrumpen la tranquilidad y privacidad de la vida de Memo. El amigo Sergio, quien suele entregar las provisiones al rancho de Braulio, se enferma y Marta, su sobrina, lo reemplaza. El Tío Braulio se accidenta y Memo debe llevarlo al pueblo en la lancha. El contacto inesperado con la gente del pueblo trastorna a Memo y huye rápidamente de regreso al rancho.

Pero la curiosidad de Marta, el repentino contacto con la gente, la investigación de un periodista entrometido, contribuyen a desmoronar el hermetismo de Memo. Debe revivir la crueldad que sufrió de niño, primero a manos de su propio padre que le quitó su mayor tesoro para después dejarlo abandonado; y el mal trato a manos del chico que usurpó su voz. Ese chico, Ángelo, es ahora una celebridad, experto en sesiones motivacionales y de superación personal. Un oportunista, pues. La diferencia entre Memo y Ángelo es abismal. Memo ha abandonado todo que no sea un contacto social mínimo y se ha escondido en un lugar apartado, muy lejos de cualquier recuerdo de su pasado. Ángelo ha aprovechado al máximo su situación para colocarse y mantenerse en el ojo  público. Aparte de sus presentaciones motivacionales viaja constantemente para promover su autobiografía Mi Camino.

Nadie sabe que estoy aquí, película chilena estrenada este año en Netflix, es el primer largo metraje de Gaspar Antillo, quien también escribió el guion, junto con Josefina Fernández y Enrique Videla. El filme es producto de su fascinación con los ídolos juveniles de hace tantos años, y su interés en imaginar que puede haber pasado con ellos. ¡Esta película muestra dos posibilidades!

Jorge García, actor estadounidense de origen chileno, es extraordinario como Memo, el personaje central. Todo gira alrededor de él. Lo más cautivante son las pequeñas escenas que muestran a Memo solo, inmerso en sus fantasías;  por ejemplo bailando de espaldas visto a través de una puerta entreabierta; sus manos mientras cose sus atuendos de gala; en el bosque, vestido de lentejuelas, recibiendo la ovación de un imaginario público.

Otro personaje central es el paisaje – el lago, el bosque, el cielo, la soledad —  fotografiado por el talentoso Sergio Armstrong, cinematógrafo chileno quien ha colaborado en varias ocasiones con el director Pablo Larraín. Pablo, junto con su hermano Juan de Dios, son los productores de esta película.

En fin, es una buena opción para estos días mientras seguimos sin cine, sin estrenos, sin emocionantes salidas de casa.

]]>
24818
The Snowman, de Tomas Alfredson https://misraicesdigital.com.mx/the-snowman-de-tomas-alfredson/ Fri, 26 Jun 2020 21:08:06 +0000 https://misraicesdigital.com.mx/?p=23219 Leer más The Snowman, de Tomas Alfredson]]> Gillian Turner _______________

Estamos en Oslo, Noruega. Un detective estrella, con el nombre improbable de Harry Hole (¿Quique Huequito?), investiga las muertes de unas desafortunadas mujeres a manos de un asesino en serie, quien deja como firma un muñeco de nieve en el lugar del crimen. Katrine Bratt, reclutada recientemente de Bergen, trabaja con Harry, aunque también tiene asuntos propios a resolver. Además del asesino hay otros personajes medio tenebrosos,  como un empresario multimillonario perverso, un doctor que dobla como traficante de blancas, hasta un fumigador tan apasionado que destruye el apartamento de Harry en su afán de aniquilar el moho que lo invade.

Harry es alcohólico. Suele caerse de borracho en la calle, quedar inconsciente en cualquier lado, con o sin nieve. Entre borrachera y borrachera sin embargo, logra resolver los homicidios, rescatar y recuperar a su exmujer, y hasta apuntarse para un nuevo caso.

El reparto es impresionante, estelar y multinacional. El extraordinario actor irlandés/alemán Michael Fassbender es Harry Hole (con una condición física y complexión que contradicen su supuesto alcoholismo). Charlotte Gainsbourg (británica/francesa, hija de Serge Gainsbourg) interpreta la ex mujer de Harry. Chloe Sevigny (francesa) tiene un pequeño papel como mujer asesinada y su hermana gemela. Van Kilmer (estadounidense) es Rafto, un curioso detective suspendido por borracho años antes de la acción de la película. J.K. Simmons, también estadounidense, es muy bueno como el siniestro e hipócrita empresario Arve Stop. Está el actor irlandés Adrian Dunbar, ingleses como son Toby Jones y Anne Reid, el escocés Alec Newman (el fumigador) y claro, una abundancia de actores escandinavos. El resultado es un abanico de extraños acentos que da una particularidad muy especial a la película.

El director, Tomas Alfredson, sueco, es conocido por haber dirigido la muy buena Tinker, Tailor, Soldier Spy (2011) adaptada de la novela de John Le Carré, en la que Gary Oldman fue nominado para el Oscar como mejor actor. El guión se basa en una novela de Jo Nesbo, escritor noruego. De hecho, su novela The Snowman es de una serie de policiacas con el personaje Harry Hole.

Alfredson se ha rodeado de un equipo de primera. Las editoras son Claire Simpson, conocida por su trabajo en Platoon (1986) y El Jardinero Fiel (2005), entre muchas otras películas; y Thelma Schoonmaker quien ha colaborado varias veces con Martin Scorsese (uno de los muchos productores ejecutivos de The Snowman). La música la compuso Marco Beltrami, nominado dos veces para ganar el Oscar.

Pero la verdadera estrella de la película tiene que ser la belleza de la imagen. Los paisajes son deslumbrantes, quitan el aliento. Las tomas aéreas de las ciudades, llenas de luces, dan una ilusión tanto de modernidad como de lejanía. La nieve que cubre y transforma todo es una presencia constante. El responsable es Dion Beebe. Nacido en Brisbane, Australia, a los cuatro años mudó a Sudáfrica con su familia. Ha trabajado en una larga lista de películas. Ganó el Oscar por su trabajo en Memorias de una Geisha (2005).

Aún así, The Snowman da la impresión que podría haber salido mejor. Hay cabos sueltos inexplicables, pequeños episodios que no agregan nada. Al personaje central, Harry Hole mismo, le falta cuerpo, vitalidad, algo que le otorgue mayor credibilidad. Sin embargo, no deja de ser una película atractiva, visualmente bella, emocionante, y ¡con un final sorpresivo!

]]>
23219
Logan Lucky (2017), de Steven Soderbergh https://misraicesdigital.com.mx/logan-lucky-2017-de-steven-soderbergh/ Wed, 03 Jun 2020 21:35:48 +0000 https://misraicesdigital.com.mx/?p=21575 Leer más Logan Lucky (2017), de Steven Soderbergh]]> Gillian Turner _________________

¿La ventaja de pasar mucho tiempo forzosamente en casa? ¿La ventaja de no tener compromisos, invitaciones, visitas? ¡Poder aprovechar esta triste temporada leyendo y viendo películas! Claro, no vamos a ver los estrenos que todos estamos esperando. Pero buscando afanosamente se encuentran buenas películas de todo tipo, en Netflix o en cualquier otra de las plataformas dedicadas al “streaming”.

Logan Lucky se trata de un robo. Y Steven Soderbergh, después de las varias Oceans 11, es un verdadero maestro de las películas de robos espectaculares. En este caso, es un robo espectacular, pero en lugar de “smoking” y relojes de lujo, los personajes visten camisas de cuadros y botas de trabajo. La familia Logan tiene un historial de mala suerte. Los dos hermanos de la película son Jimmy que cojea después de haber caído herido en Iraq, y Clyde que perdió una mano, también en Iraq. Mellie, muy guapa, es la hermana chica. A Jimmy lo despiden injustamente de su trabajo en el Charlotte Motor Speedway, en Charlotte, NC. Va al bar donde trabaja Clyde y le platica su nuevo plan: robar el Motor Speedway, ahora en época de las carreras Nascar. Mellie ayudaría como chofer. El única faltante sería un experto en explosivos. ¿Quién mejor que el bien llamado Joseph Bang? Qué pena que está en la cárcel. No hay problema. Jimmy tiene un plan. Sacar a Bang de la cárcel, llevarlo a hacer el trabajo, y regresarlo a la cárcel sin que se note su ausencia. Sorprendentemente, el plan funciona.

Hay digresiones, deambulaciones, pequeños episodios, que a primeras vistas no parecen tener gran significado. Pero, después uno piensa “Ah, fue por eso …”. Las explicaciones son apenas suficientes, nunca excesivas. El humor es seco, las caras inexpresivas, los diálogos parcos.

El reparto es estelar: Channing Tatum es Jimmy, Adam Driver es Clyde. Daniel Craig cambia el papel de James Bond por el de Joseph Bang, y se divierte enormemente. Inventa un acento del mid-West masticado, que le queda perfecto. Hilary Swank es un agente del FBI investigando el robo. Y resulta que el guionista, una misteriosa Rebecca Blunt, es en realidad la esposa de Soderbergh: Jules Asner.

En fin, Logan Lucky es una película muy entretenida, muy disfrutable, en estos días de cines cerrados y hospitales desgraciadamente atestados.

My Happy Family (2017), de Nana Ekvtimishvili (Georgiana) y Simon Gross (alemán)

Una película georgiana que resulta una grata sorpresa. Manana, cincuentona, casada, maestra de escuela, vive con sus padres Lamara y Otar, su marido Soso, y sus dos hijos (incluyendo las novias ocasionales de su hijo Vakho). Manana está harta. Los múltiples deberes domésticos agregados a los de su profesión de maestra la tienen agotada. Anhela estar sola. Desde el mero inicio de la película Manana acaricia el sueño de rentarse un apartamentito para ella sola. Llega el día de su cumpleaños. Dice tajantemente a su esposo que NO quiere fiesta. Quiere pasar un rato tranquilo en casa. ¿Qué sucede? Soso invita a toda la familia, y a los amigos; hay jolgorio, comida, bebida, canciones. Manana decide. Se cambia al apartamentito que acaba de rentar. La familia queda atónita. Igual sus amigas. Pero para Manana es un oasis de paz. Se sienta en un silloncito frente a la ventana y contempla lo verde de los árboles. Toca su música favorita. Es una metamorfosis no siempre cómoda, ya que salen a la luz detalles de su vida anterior hasta entonces escondidos. Pero la emancipación una vez iniciada, no tiene vuelta atrás.

Esta es una pequeña joya de película. Con unas pinceladas dibuja la situación no solamente de Manana sino de una infinidad de mujeres que deben lidiar con la agotadora doble jornada – sin quejas, sin reconocimientos. Su premio: una fiesta de vez en cuando, que ella seguramente tendrá que ayudar a preparar y a recoger después.

En fin ¡sigamos viendo películas!

]]>
21575
Islandia https://misraicesdigital.com.mx/islandia/ Sat, 16 May 2020 13:57:59 +0000 https://misraicesdigital.com.mx/?p=20025 Leer más Islandia]]> Gillian Turner _______________

Confieso tener una creciente admiración hacía el cine islandés. Recuerdo con mucho cariño una película sobre los caballos islandeses: Historias de Caballos y Hombres (2013) de Benedikt Erlingsson. Se trata obviamente de caballos, en este caso esos caballos diminutos islandeses con su andar muy peculiar, que llegaron originalmente a Islandia traídos por los vikingos, hace muchos años ya, y su relación con el hombre. En esta región rural de Islandia, donde los caballos son de una importancia primordial, se aproxima la primavera. Los sentimientos tanto equinos como humanos están exaltados. Las imágenes (del cinematógrafo Bergsteinn Björgulfsson) son bellísimas con un buen toque del surrealismo. En una serie de viñetas se presentan episodios dramáticos, cómicos, trágicos, con una buena dosis de humor negro. En fin, una película entrañable, y para mí inolvidable.

Otra de animales, ahora con una narrativa más estructurada, es Carneros (2015) de Grímur Hákonarson. Dos hermanos cuyas fincas se colindan no se han dirigido la palabra en 40 años. Ahora deben unir fuerzas para salvar sus amados carneros, ganadores de premios año tras año. Un brote de enfermedad entre los animales provoca la decisión de las autoridades de sacrificar todos los carneros del valle. Para los hermanos son más que simples animales – los quieren como hijos, y como tales los defienden. Uno los oculta en el sótano de su casa, el otro usa un método más violento. De nuevo, la belleza del paisaje islandés es protagonista importante de la película, junto con el frío, la nieve, y la solidaridad entre los habitantes de esta remota comunidad. Si antes no tenías sentimientos en torno a los carneros, después de ver esta bella película, los tendrás.

Ahora Netflix estrenó recientemente una película islandesa muy diferente. Se llama And breathe normally (Y respiren normalmente, 2018) escrita y dirigida por Isold Uggadottir. Es la historia de una amistad sorprendente y solidaria entre una “Border Guard” (esas personas que revisan tu pasaporte cuando llegas a algún país) y una aspirante a asilo de Guinea-Bisáu. Son dos mujeres desesperadas. Lara la islandesa lucha para mantenerse a flote a ella y a su pequeño hijo; Adja la africana, siendo lesbiana huye de la brutalidad y el machismo letal de su país. La Islandia que vemos en esta película tiene poco que ver con la belleza rural de las dos mencionadas arriba. Vemos barrios en las afueras de Reikiavik feos, fríos. Los interiores son claustrofóbicos, los exteriores deprimentes: bloques de edificios multifamiliares impersonales, llanos azotados por el viento, el albergue en mal estado donde alojan a Adja mientras espera la respuesta de su solicitud. El contraste yace en la calidez y la solidaridad humana, los lazos entre personajes haciendo frente común contra la amenazante, todopoderosa autoridad. Es una película aparentemente sencilla, con poco diálogo, despojada de todo detalle no esencial. Expone sutilmente, sin melodrama, las situaciones de las dos mujeres, diferentes pero igualmente vulnerables.

¡También hay series islandesas en Netflix! Una que ya tiene tiempo en el repertorio es Trapped. La acción se ubica en un pequeño puerto en el norte del país donde llega un transbordador de Dinamarca con unos cien pasajeros. A causa de una fuerte tormenta nadie puede entrar ni salir del lugar ni por mar ni por tierra. La apariencia de un cadáver desmembrado y mutilado complica aún más la situación. El policía local debe resolver no solamente el crimen sino también sus propios problemas personales. Mucho misterio, escándalos añejos, historias oscuras.

Otra, de recién estreno es Los asesinatos del Valhalla. Más misterio, más escándalos e historias oscuras, ahora con múltiples asesinatos. ¡Muy disfrutable!

Cambiando de tema por completo, hay en Netflix una excelente miniserie llamada The Eddy. Elliot Udo, alguna vez un célebre pianista de jazz en Nueva York, es ahora el co-dueño de un club de jazz en París. Su socio, Faríd, está enredado con el mundo mafioso, el club está en serios problemas. Elliot debe superar estos embrollos y más. Es un thriller, un drama familiar, un viaje hacia la madurez, y además ¡con una buena dosis de excelente música!  ¿Por qué incluyo esta miniserie aquí? Porque al final Elliot, ya más relajado y con uno que otro problema resuelto, recibe un mensaje de su hermano … ¡desde Islandia!

]]>
20025
I, Daniel Blake y The Lady in the Van https://misraicesdigital.com.mx/i-daniel-blake-y-the-lady-in-the-van/ Tue, 21 Apr 2020 00:25:40 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=18195 Leer más I, Daniel Blake y The Lady in the Van]]> Sin cine, sin cartelera, sin estrenos … En este contexto Netflix ofrece una magnífica oportunidad de volver a ver buenas películas de hace algunos años.

Un ejemplo es I, Daniel Blake, película que se estrenó en 2016. La dirige el británico Ken Loach, conocido por su obra con fuerte contenido de protesta social.

Gillian Turner ____________________

Daniel Blake es un hombre de 59 años, carpintero profesional, todavía convaleciente después de un ataque cardiaco. Seguimos su calvario en el laberinto burocrático del sistema de asistencia social y pensiones. Durante los créditos al principio escuchamos su conversación con una supuesta “profesional del servicio de salud”: preguntas irrelevantes, respuestas suyas cada vez más frustradas, un intercambio que llega a ninguna parte.

Tampoco rinde fruto un intento de comunicarse por teléfono para protestar la decisión gubernamental de no otorgarle pensión ya que según la “asesora profesional de la salud” él está en condiciones para buscar trabajo. Frustración total. Visita la oficina de asistencia social. Más frustración. Se hunde en expresiones que no entiende, en formatos incomprensibles, en la necesidad de llenar formularios en la computadora, un instrumento que desconoce. Se pierde en un mundo aterrador, poblado por burócratas fríos, rígidos, antipáticos.

El muro de la burocracia es impenetrable. Se encuentra en un dilema imposible: debe apelar la decisión de no otorgarle pensión; y a la vez debe buscar empleo, aunque su condición física lo prohíbe trabajar. ¡Y todo por el Internet!

En medio de todos estos problemas Blake entabla una amistad con Katie, una joven madre soltera con dos hijos, también en una situación crítica, sin dinero y sin empleo. Se ayudan mutuamente, se acompañan, comparten lo poco que tienen.

La película muestra por un lado lo rígido y lo absurdo del sistema de supuesta asistencia social; y por otro la generosidad, y la solidaridad de la gente común en esta ciudad norteña de Inglaterra. Desde una empleada de la oficina de asistencia social que trata de ayudar a Blake hasta recibir un buen regaño, las señoras bondadosas que manejan el “food bank” (banco de alimentos), ex compañeros de trabajo, los vecinos, hasta el gerente de un supermercado que atrapa a Katie al robar unos artículos que para ella son esenciales, y la deja ir con todo y los artículos que necesita.

Es un grito de coraje en contra del sistema, de la austeridad sin sentido impuesta desde hace una década; y un homenaje a la resistencia, fortaleza, solidaridad y la dignidad del hombre común.

Una gran película, con un gran director, basada en un guión excelente de Paul Laverty quien tantas veces ha trabajado con Loach. I, Daniel Blake ganó la Palma de Oro en el Festival de Cannes en 2016.

Otra película británica, que se puede ver ahora en Netflix, es The Lady in the Van (Una Dama Sobre Ruedas) de Nicholas Hytner (conocido por La Locura del rey Jorge, 1994). Es una comedia algo trágica, que se estrenó originalmente en 2015, basada en eventos reales. Alan Bennett, novelista y dramaturgo, nacido hace 85 años en el norte de Inglaterra, vive desde los años ’70 en una casa en Gloucester Crescent, Camden Town. Un día encontró una furgoneta con una excéntrica dama adentro, estacionada afuera de su casa. Le dio permiso dejar su vehículo unos días en la entrada. Se quedó 15 años, viviendo en su ruinosa camioneta.

Bennett escribió una especie de “memoria” narrando esta experiencia, con todos los problemas que implicaba: la basura, el aroma, las necesidades fisiológicas, el carácter de la dama. De hecho, la misteriosa señorita Mary Shepherd tuvo un pasado de lo más variado. De joven fue una talentosa concertista de piano.  Manejó una ambulancia durante la Segunda Guerra Mundial. Entrenó para ser monja (hasta dos veces).

En el convento la obligaron a abandonar el piano para concentrar mejor en los rezos, lo que le provocó un colapso nervioso; su hermano la internó en un hospital psiquiátrico. Desde entonces su salud mental fue tambaleante. Sin embargo, su personalidad ideática, sus aires de gran dama, nunca cambiaron. Era mandona, necia, contundente, con un ácido sentido del humor. Vivió fuera de su tiempo, y quedó atrapada en un largo espiral hacia abajo. Al final su único patrimonio era su vieja camioneta en ruinas, donde vivió a la merced de bien intencionadas trabajadoras sociales, y con el apoyo (renuente) de Alan Bennett.

 Él la describe como una mujer difícil, de una personalidad agresiva y con opiniones políticas de ultra derecha. Una anécdota que no sale en la película es que alguna vez la vieja dama le preguntó a Bennett: “Cuando sea Primer Ministra ¿tendré que vivir en Downing Street, o podré manejar el país desde mi camioneta?”

The Lady in the Van es una película simpática. Bennett escribió su memoria primero como un ensayo, luego como novela. Después lo adaptó como obra de teatro. En 2015 escribió el guión para la película. Maggie Smith en el papel de la señorita Shepherd es estupenda. Como suele suceder en el cine británico el reparto es excelente, sobre todo los actores secundarios. Los diálogos son tan reales, los personajes tan auténticos, que se pierde uno en la narrativa, olvidando que está tan solo viendo una película.

Nota del Autor: Ahora escogí dos películas inglesas, pero la selección es muy amplia. Y Netflix no es la única plataforma. Por ejemplo, vale la pena investigar Filminlatino que tiene un catálogo muy interesante.

]]>
18195
Poco Ortodoxa (Unorthodox) https://misraicesdigital.com.mx/poco-ortodoxa-unorthodox/ Wed, 08 Apr 2020 21:46:54 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=17509 Leer más Poco Ortodoxa (Unorthodox)]]> Gillian Turner ________________

En 2012 la escritora Deborah Feldman publicó su autobiografía: Unorthodox: The Scandalous Rejection of My Hasidic Roots (Poco Ortodoxa: el rechazo escandaloso de mis raíces jasídicas), en donde cuenta su fuga de la comunidad Satmar/Jasídica en Williamsburg con su marido e hijo, para después dejar al marido y llegar a vivir en Berlín.

La miniserie llamada Poco Ortodoxa, recién estrenada en Netflix toma como base la obra de Feldman, aunque es en realidad una historia de ficción.

Cuenta la vida de Esty Shapiro. Es miembro de la comunidad llamada Satmar, de los judíos Jasídicos. La mayoría de los Satmar migraron a Estados Unidos después de la Segunda Guerra Mundial, y se establecieron en Williamsburg, un barrio del distrito de Brooklyn, NY. Es una comunidad cerrada, ultra-ortodoxa, que vive estrictamente según los mandamientos de la Torá.

La mamá de Esty escapó de la comunidad hace años y vive ahora en Berlín. A Esty la crió su abuela. Viste modestamente, se porta modestamente, no le es permitido tener mucha educación formal ya que su misión en la vida es ser madre. Logra tomar clases de piano pero en secreto porque no es considerado una actividad apropiada para una mujer. A los 17 años entra en un matrimonio arreglado con un joven que apenas conoce. Sus deberes incluyen tener relaciones sexuales con Yanky una vez por semana (los viernes), y procrear hijos. (La meta es remplazar los 6 millones de judíos sacrificados en el Holocausto). Pero Esty sufre de vaginismo y el acto sexual le causa gran dolor y sufrimiento. Después de casi dos años, cuando la paciencia de la familia de su marido llega al límite, Esty se embaraza. Y se fuga de la casa. Por primera vez la vemos correr. Su ruta de escape la lleva a Berlín, en busca de su madre. Ahora termina su vida como mujer sumisa, modesta, obediente. Inicia otra etapa, como una joven disfrutando sus 19 años. En un acto simbólico tira la fea peluca que le obligaron a usar en Williamsburg y deja al aire su cabeza con el pelo muy cortito. Hace nuevos amigos, y hasta logra una nueva relación sentimental. Sueña con conseguir una beca en la Escuela de Música en Berlín. Su audición es una revelación, tanto para ella, como para el jurado, sus amigos estudiantes, y hasta para su marido quien la busca en Berlín y queda deslumbrado con el poder de su talento.

 La vida en Williamsburg se muestra como pura opresión, censura, límites. Los colores son obscuros, la ropa de las mujeres poca favorecedora. El detalle más coqueto son los enormes sombreros circulares de piel de visón que usan los hombres en eventos festivos, mientras las mujeres están condenadas a raparse y tapar la cabeza con peluca. Una vez en Berlín, todo cambia. Hay luz, espacio, agua, libertad. Esty viste un pantalón de mezclilla, por primera vez en su vida. Se pinta la boca, por primera vez en su vida. Se acuesta gozosamente con un joven, por primera vez en su vida. Para ella es un mundo donde todo es “por primera vez”.

Poco Ortodoxa es la historia de una chica que tiene el valor de rechazar la vida que le han impuesto y de encontrar su propio camino; de una chica que por fin logra vivir como la jovencita que es, no como mujer casada con una carga de obligaciones y responsabilidades más allá de sus años. ¿Qué va a pasar con ella? ¿Y con el hijo que espera? ¿Va a lograr sus sueños? Son interrogantes que ojalá tengan respuesta en una segunda entrega.

La revelación es Shira Haas en el papel de Esty. Es una joven actriz israelí de 24 años ya con una trayectoria importante en Israel. De hecho, inició su carrera a los 16 años, en otra serie que se acaba de estrenar en Netflix: Shtisel: serie israelí donde la Haas protagoniza Ruchami Weiss, la hija mayor en una típica familia judía de Jerusalén.

Coincidentalmente, acaba de estrenar en Netflix un documental muy interesante llamado One of us (De los nuestros), que se trata precisamente de los judíos jasídicos de Williamsburg. Sigue los pasos de tres personas que escapan de la comunidad: Ari, un chico que por primera vez descubre el Internet y averigua como usar Google. El abuso que sufrió en su niñez le empujó hacia las drogas. Ahora terminando su rehabilitación espera vivir “en el mundo real”. Luzer, aspirante a actor vive ahora en Los Ángeles. Con una niñez difícil, fue casado antes de los 20 años. El matrimonio duró tres años, es padre de dos hijos que nunca ve. Es un joven que ha sufrido, que ha cortado lazos con su pasado, que lucha por sobrevivir en el mundo secular. Etty, mujer que fue obligada a casarse siendo adolescente todavía. Doce años después, es madre de siete hijos, casada con un hombre violento y abusivo. Lo único que quiere ella es alejarse del marido y quedarse con sus hijos. Todos los tres sufren el rechazo y hasta el odio de la comunidad jasídica, incluyendo a sus propias familias. Apoyando y guiando a estos tres y a otros ex jasídicos, está la organización Footsteps (Pisadas). Las directoras Heidi Ewing y Rachel Grady han hecho un documental inteligente, conmovedor y visualmente muy bello.

]]>
17509
Un juego de caballeros https://misraicesdigital.com.mx/un-juego-de-caballeros/ Tue, 24 Mar 2020 16:40:43 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=16427 Leer más Un juego de caballeros]]> Por el coronavirus, cine en casa

Gillian Turner _____________

En esta época de Coronavirus ¿qué hacemos? Cada día nos quedan menos opciones. Así que nos quedamos en casa … y entonces ¿qué? Inspeccionamos todos esos libros que guardamos para leer en alguna ocasión; revisamos los libreros para alguno que se nos antoja leer de nuevo; escuchamos toda esa música olvidada; vemos de nuevo las películas en DVD que vimos una vez y que quedaron por ahí abandonadas.

Y ¿después? ¡Nos queda Netflix! y claro, todas esas otras plataformas de streaming que de repente están de moda.

La oferta es enorme, en calidad, categoría, procedencia.  Hay películas y series españolas— aunque desgraciadamente muchas están dobladas al inglés; asiáticas, orientales, rusas, europeas; de artes marciales; históricas, de las mafias de todos lados; de narcos; hay esas series turcas interminables; hay películas de fantasía o de ciencia ficción, documentales, productos para los chicos, los grandes, los de en medio.  

Entre todo, destaca una nueva miniserie: Un juego de caballeros (The English Game). Se trata de los inicios del fútbol en Inglaterra en el siglo XIX, cuando lo jugaban los “gentlemen” – egresados de las escuelas de élite como son Eton, Harrow, Charterhouse. Es la historia de cómo empezaron a jugar fútbol los muchachos de la clase obrera, cómo se empezó a cobrar por jugar (la transición del fútbol amateur al profesional), cómo el “Blackburn”, un equipo del norte industrial de Inglaterra, logró vencer al equipo de los “Old Etonians”, y ganó la Copa de la FA (la Asociación de Fútbol de Inglaterra).

La fotografía muestra una Inglaterra idílica y verde, aun tratándose de las condiciones miserables en que vivían los obreros de las fábricas textiles en el norte de Inglaterra, cuna de la Revolución Industrial. Mucha gente hizo mucho dinero en esa época, explotando la miseria de muchos más.

Los protagonistas principales son: Arthur Kinnaird de parte de los “gentlemen”, Lord Kinnaird en la vida real, filántropo, futbolista apasionado, Presidente del “Football Association” desde 1890 hasta su muerte en 1923, meses antes de la inauguración del Estadio Wembley; y Fergus Suter, obrero escocés, que empezó a jugar fútbol en Glasgow con el Partick FC. Fue reclutado para jugar con el Club Darwen y luego los Blackburn Rovers. Excelente jugador, es conocido además por ser el primer futbolista profesional. Los actores son muy buenos, el guion lo escribió Julian Fellowes, sí, el mismo de Gosford Park, Downton Abbey y tantos más.

Otro producto británico, muy disfrutable, es Skins, una serie en siete temporadas que se filmaron entre 2002 y 2013. Se trata de chicos de prepa, disfuncionales, con sus padres disfuncionales, en familias que funcionan a medias, y sus experiencias con la marihuana, las pastillas, la sexualidad, la anorexia; en fin, unos típicos adolescentes con sus típicos problemas.

Las series nórdicas son una revelación. Entre ellas está Karppi, serie finlandesa cuya protagonista es una mujer detective – Karppi – quien debe lidiar con sus problemas personales además de resolver homicidios y enfrentar el inevitable machismo nórdico.  Se acaba de estrenar Los asesinatos de Valhalla, serie policiaca islandesa, muy recomendable, y otra que ya tiene tiempo en la cartelera de Netflix es Atrapados, también islandesa.

Aparte de la abundancia de películas producidas por Netflix para verse exclusivamente en esa plataforma, hay una que otra buena película que ahora se puede ver por este medio. Una es The Pelican Brief (El informe pelícano) de Alan J. Pakula (1993). Se trata de los misteriosos asesinatos de dos jueces de la Corte Suprema de Estados Unidos. Una estudiante de leyes, Darby Shaw (Julia Roberts) sospecha que se trata de una conspiración al más alto nivel. Su novio es asesinado, ella está en peligro de muerte. Un periodista, Gray Grantham (Denzel Washington) se involucra en el caso, y los culpables finalmente reciben su merecido. Es una película entretenida, ágil, bien hecha, con buenos actores, aunque tristemente el personaje que interpreta Sam Shepherd (Thomas Callahan, el novio de Darby) se muere muy pronto.

Otra película que vale mucho la pena ver es Catch me if you can (Atrápame si puedes), 2002, de Steven Spielberg. Narra las aventuras de un súper estafador llamado Frank Abagnale Jr. Es de esos casos en que la realidad es más fantástica que la ficción. Siendo todavía menor de edad logra estafar unos 4.0 millones de dólares con cheques fraudulentos haciéndose pasar por piloto, médico, y abogado. Finalmente es capturado pero muy pronto el FBI lo recluta para ayudar en el combate contra el fraude bancario. La película goza de un reparto espectacular: Leonardo DiCaprio es Abagnale Jr., el joven y brillante estafador; Christopher Walken es Frank Abagnale Sr., hombre fracasado que finge ser exitoso; Nathalie Baye es la bella madre francesa del joven Abagnale delincuente; Tom Hanks es agente del FBI (en la película llamado Carl Hanratty) que persigue Abagnale hasta su captura, para después ofrecerle chamba. Con estos actores y con el sello Spielberg, ¡no hay pierde!

Entonces, nos quedamos en casa, y ¡seguimos viendo películas!

]]>
16427
Ya me voy, de Lindsey Cordero y Armando Croda https://misraicesdigital.com.mx/ya-me-voy-de-lindsey-cordero-y-armando-croda/ Tue, 03 Mar 2020 01:27:48 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=14910 Leer más Ya me voy, de Lindsey Cordero y Armando Croda]]> Una película triste, pero con destellos de alegría. Una vida triste, con momentos de felicidad.

Gillian Turner ________________

Felipe ha estado en Estados Unidos desde hace 16 años. Vive y trabaja en Brooklyn. Hace lo que sea para sobrevivir. Vive en un pequeñísimo apartamento; tiene amigos; pasatiempos; tiene dinero para comprarse una cerveza, unos tacos; en casa prepara unas tortas buenísimas. Además, manda sin falta dinero a su esposa e hijos en Guerrero.

Felipe es un hombre ejemplar. Es buena gente, cariñoso, carismático. Piensa mucho en su familia, sobre todo el hijo más pequeño que tenía apenas ocho meses cuando lo vio por última vez. Pero también es un hombre solo. Extraña su familia, su hogar. Es él quien siempre llama por teléfono a su familia. Ellos no.

Decide regresar a México. Compra el boleto para principios de diciembre. Al avisar a su familia, se encuentra con una reacción inesperada. El dinero que les mandaba con tanto sacrificio se ha esfumado. No quieren que regrese sino mejor que se quede en Estados Unidos y que siga mandando dinero.

¿Qué hacer? Su vida en Brooklyn es triste, rutinaria, laboriosa. Aunque encuentra una mujer que le ofrece cariño, a Felipe le falta el calor del hogar. Sus amigos le aconsejan cautela. ¿Cómo van a ser las relaciones con su esposa, su familia, después de tanto tiempo? ¿Qué trabajo puede hacer en Guerrero? Felipe está en una encrucijada.

Y ahí el meollo de la película. La vida de un inmigrante ilegal en Estados Unidos es dura, implacable, solitaria. Trabaja en todo, todas las horas del día, para apenas sobrevivir. Las condiciones de vida son precarias, con nulas posibilidades de mejora. Pero ¿cómo sería la vida de un hombre ya maduro que regresa al estado de Guerrero después de tantos años fuera? ¿Qué trabajo podría hacer? ¿Cómo mantendría a su familia? ¿Qué futuro le esperaría? Después de 16 años está desconectado de la realidad de la vida en México; seguramente ganarse la vida en Guerrero no va a ser menos difícil que en Brooklyn. Tan solo le queda el anhelo de regresar a sus raíces, ver a su familia, y abrazar a su pequeño hijo, ahora un joven de 17 años.

El predicamento de Felipe es conmovedor. Si se va o si se queda, las dificultades de la vida perduran.

Ya me voy (I’m leaving now) es un documental dirigido por dos mexicanos que han hecho su vida en Estados Unidos. Lindsey Cordero es directora, productora y sonidista radicada en Nueva York. Armando Croda es director, productor, cinematógrafo y editor que también vive ahora en Estados Unidos. Anteriormente trabajaron juntos en dos documentales para la televisión: Firmes: Mexicans in the Bronx (2013), y Los Cojolites, una mirada al son Jarocho (2014). Este es su primer documental hecho para el cine. Ambos han visto de cerca las condiciones de vida de los indocumentados mexicanos que tratan de rascarse la vida en Nueva York. Lindsey Cordero trabajó como productora en el documental En el séptimo día (2017) acerca de un grupo de inmigrantes mexicanos que juegan fútbol en su día de descanso.

La película es una auténtica labor de equipo. Josh Alexander quien escribió el guión, es también productor, al igual que los co-directores, Lindsey Cordero y Armando Croda; Cordero grabó el sonido y Croda es el cinematógrafo. Además del sonido directo, integrado muy bien en la acción de la película, está la excelente música de Jacobo Lieberman y Leonardo Heiblum.

Pero la verdadera estrella es Felipe Hernández, el Felipe de la película. Saca al desnudo sus deseos, amores, alegrías, frustraciones, inquietudes. Nos enseña su vida tal como es, sin sentimentalismos, sin drama. De hecho, todos los que salen en Ya me voy son personajes reales. No hay actores. Pero quien lleva la película es, sin duda, Felipe.

]]>
14910
Les Miserables, de Ladj Ly https://misraicesdigital.com.mx/les-miserables-de-ladj-ly/ Sat, 15 Feb 2020 20:34:39 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=13753 Leer más Les Miserables, de Ladj Ly]]> Gillian Turner _________________

Recuerden queridos amigos; no hay malas hierbas ni malos hombres. Solo hay malos cultivadores.

Sabias palabras de Victor Hugo.

Les Miserables, de Ladj Ly, tiene nada que ver con la novela de Victor Hugo, ni con la comedia musical basada en esa novela, excepto que está filmada en Montfermeil, donde Victor Hugo ubicó la posada de los Thenardier en su novela. Montfermeil hoy es un barrio rudo, con una gran población inmigrante originaria del Magreb y de otras partes de África, musulmanes en su mayoría. En este barrio creció Ladj Ly, nacido en Mali, 1978. Les Miserables es su primer largo metraje. Ganó el Premio del Jurado en el Festival de Cannes, 2019. En 2017 hizo un corto con el mismo título, sobre el mismo barrio, basado en los violentos disturbios y revueltas de 2005.

La película inicia con la victoria francesa contra Croacia (4-2) en la Copa Mundial de Futbol, 2018. Francia está unida, eufórica, todo el mundo en la calle, las diferencias entre raza, color, credo, todas olvidadas.

Un evento menor enciende la mecha: Issa, un chico travieso ya conocido por la policía roba un cachorro de león de un circo itinerante.

Stéphane, policía recién llegado de Cherbourg, se acaba de incorporar a una patrulla anti-crimen. Sus colegas son Chris, el líder, un tipo prepotente, fascista, que vacila entre camaradería con los pequeños delincuentes del barrio, y acoso a los más vulnerables; y el negro Gwada, que hace lo que puede para controlar a Chris, pero a quien le gana el estrés. Lo que ve Stéphane es una situación mal llevada, a punto de estallar.

El trío de policías encuentran a Issa, lo persiguen, lo agarran, le amarran las manos en la espalda. Al hacerlo tienen que enfrentarse con la cólera de los compañeros de Issa que les tiran todo tipo de objeto. Gwada pierde los estribos y dispara su pistola de salva. Hiere a Issa en la cara. Lo peor de todo para los policías es que otro chico del barrio, Buzz, ha filmado todo, tanto la persecución como el disparo de Gwada, con su “dron”. Mientras Chris y Gwada entran en pánico tratando de apoderarse del video, Stéphane lleve al chico herido a una farmacia para curar la herida.

Finalmente el dueño del circo recupera su cachorro, dándole una lección terrible al pobre Issa. Stéphane se queda con el video delatador.

¿E Issa? Herido, aterrorizado, humillado, el odio y la ira se apoderan de él. Se estalla la violencia colectiva. Bombas caseras, cocteles molotov, proyectiles de todo tipo. Los tres policías reciben toda la carga de la furia de los habitantes de este barrio marginado y olvidado.

¿El final? Como todos los buenos finales, es abierto, aunque sí, en esta instancia hace que la película pierde algo de fuerza.

Aquí no hay buenos ni malos. Los policías son violentos, abusivos, dispuestos a todo. Los del barrio, marginados y sin oportunidades en la vida, son violentos, delincuentes, dispuestos a todo. Irónicamente el que sale mejor es el líder local de la comunidad musulmana, quien se muestra conciliador, con ganas de mantener la paz.

Se dice que cuando Emannuel Macron vio la película salió molesto, conmocionado. Es una llamada a la atención. Ojalá y le sirva de algo.

Es verdad. No hay malas hierbas ni malos hombres. Solo hay malos cultivadores.

]]>
13753
1917 de Sam Mendes https://misraicesdigital.com.mx/1917-de-sam-mendes/ Thu, 23 Jan 2020 20:54:51 +0000 http://misraicesdigital.com.mx/?p=12175 Leer más 1917 de Sam Mendes]]> Gillian Turner _________________

1917 inicia con dos soldados jóvenes dormitando bajo un árbol. Termina con un soldado joven, el que sobrevive, dormitando bajo un árbol.

1917 se basa en una anécdota bastante delgada. Dos jóvenes soldados británicos, Blake y Schofield, deben llevar un mensaje primero a través de la tierra de nadie entre los frentes británico y alemán, y luego atrás de la línea enemiga, al comandante de dos batallones a punto de lanzar un ataque a lo que piensan son fuerzas alemanas en retiro. En realidad van directo a una emboscada que terminará con todos. El mensaje del General Erinmore es que se cancele el ataque de inmediato.

Lo único que sabemos de estos dos jóvenes es que el hermano de Blake se encuentra entre las tropas en peligro. Seguramente, por eso le han elegido. Blake, muy joven, patriótico, iluso, todavía pone mucha importancia en las medallas, los reconocimientos, lo que va a decir su familia de él. Schofield, igualmente joven y patriótico, es más escéptico. Estuvo en la Batalla de la Somme, pero dice no recordar más que el lodo. Admite que con un francés cambió su medalla por una botella de vino — ¿Por qué? Porque tenía sed. Sin embargo, este joven héroe reacio es el que sobrevive. Su renuencia inicial vuelve una férrea determinación de llegar a su destino. El chico iluso pierde su vida a manos de un alemán a quien intentan auxiliar cuando su avión estrella frente a sus ojos.

Pero el episodio del avión es solamente uno de los peligros. Primero quedan enterrados al caerles encima un túnel de las fortificaciones alemanes. Después de la muerte de Blake, Schofield debe seguir enfrentando peligro tras peligro, incluyendo escapar de francotiradores en un pueblo en ruinas, saltar a un rio embravecido con todo y cascada, trepar entre cadáveres, todo en una loca carrera contra el tiempo.

¿Cumple con su misión? ¡Vean la película!

Se ha dicho mucho de la película – que parece un video juego, que es técnicamente hasta demasiado perfecta, que su estreno ahora es una estrategia para conseguir más apoyo al Brexit. Es cierto, los terribles obstáculos y tremendos peligros que enfrentan primero los dos chicos, y luego solamente uno, parecen dignos de una novela gráfica, quizás tipo Frank Miller o Alan Moore. Sí, la tecnología juega un papel vital en la hechura de la película – solamente hay que tomar en cuenta la inmensa lista de 142 personas en el equipo de efectos visuales/digitales. Si se agregan los numerosos técnicos en efectos especiales, en los departamentos de arte, de sonido y de maquillaje, uno se da cuenta del ejército de expertos que participaron en la hechura de la película. Y sí, el resultado es deslumbrante.

Sam Mendes, sus actores y su equipo cinematográfico con Roger Deakins a la cabeza, prepararon y ensayaron durante seis meses para estimar los tiempos y preparar el terreno para las tomas siguiendo a los dos actores dentro y fuera de las trincheras. Se construyó casi una milla de trincheras. Los sets construidos para representar los paisajes desolados, con árboles destruidos, cráteres llenos de agua y lodo, los cadáveres hinchados de caballos muertos, evocan la devastación de esa terrible guerra llamada “La Gran Guerra”. Fue la última en donde la caballería realmente consistía de hombres montados a caballo, no sobre ruedas como en las guerras posteriores. Fue la última guerra donde había combate cuerpo a cuerpo, con el uso de la temible bayoneta. Y fue una guerra tradicional en donde la tecnología de punta consistía del teléfono de campo; en donde los soldados recitaban poesía: desde el General Erinmore con un fragmento de Rudyard Kipling hasta el Cabo Schofield, que recita un verso del poema “nonsense” de Edward Lear titulado “The Jumblies”. Y no olvidemos el soldado que canta a capela la canción tradicional “I am a poor wayfaring stranger”.

El cinematógrafo Roger  Deakins ha creado una obra maestra, no solamente en cuanto a la tan citada simulación de la toma única, sino en la paleta de colores que utiliza, la espectacularidad del pueblo en ruinas filmado tanto de día como de noche, las tomas del río, y tantas escenas más. La escena al principio y la del final presentan campos verdes y apacibles con flores silvestres y árboles frondosos iluminados por un sol suave en un cielo grisáceo – una especie de oasis nostálgico. En contraste dramático están las tomas de las trincheras, los paisajes bombardeados, el pueblo en ruinas iluminado en la noche por el rojo lívido de los incendios, la furia del rio crecido.

Los dos actores principales son muy jóvenes: Dean-Charles Chapman que interpreta el Cabo Blake, es conocido principalmente por su trabajo en Juego de Tronos; George MacKay como el Cabo Schofield, también ha trabajado mucho en la televisión británica. Debutó en el cine en 2003 como Curly en la película Peter Pan.

Actores más conocidos, como son Colin Firth, Benedict Cumberbatch y Mark Strong, tienen pequeños papeles interpretando Generales y Mayores.

En fin, se ha dicho mucho de 1917, tanto crítica como elogio. Hay que verla para formar su propia opinión.

]]>
12175