Arte popular mexicano

Las plumas de Quetzalcóatl
Guillermo Morán Romo _______________

AMIGOS, revisando información y leyendo todo lo que nos encontramos, aprovechando la enorme posibilidad que todos tenemos de seguir cultivando el intelecto y el conocimiento sobre temas culturales, científicos o de cualquier área del conocimiento que queramos, pero sobre todo de nuestro vasto y riquísimo país, en esta época de pandemia, coronavirus, covid y vacunas que van y vienen, hurgamos en nuestra biblioteca, hemeroteca y revistero (que presumido me vi) y sacamos del olvido publicaciones olvidadas dedicadas al Arte Popular Mexicano, que por su calidad, pero sobre todo por su contenido, sin duda que valían la pena para profundizar en investigaciones propias y dar a conocer detalles sobre su contenido, más que nada en relación con nuestras ancestrales culturas, en la evolución que como nativos de este gran continente hemos tenido y del resultado de la mezcla hispano-mexica que experimentamos y aún seguimos tratando de asimilar. Este hallazgo despertó en nosotros el interés de buscar una mayor información para profundizar en el tema y ello nos permitió elaborar esta entrega, en la que exponemos la recopilación que logramos para todos ustedes.

Creo que todos debemos conocer, aunque sea superficialmente, lo relacionado con el arte popular mexicano en este caso, de la gran riqueza que poseemos en los distintos rincones de nuestro país, pero también de las experimentadas manos que las producen, que elaboran esa inmensa gama de artesanías, en sus diferentes manifestaciones.

Alebrije.

A través de este espacio, ofrecemos a ustedes algunos de los conceptos y comentarios que se manifiestan en esas guías, pero también las  observaciones propias del autor de esta Columna Las Plumas de Quetzalcóatl, así como  imágenes de extraordinarias obras de arte, elaboradas por las manos expertas de mexicanos comunes y corrientes, que han dedicado toda su vida a perfeccionar las ancestrales técnicas de la producción artesanal en nuestro país.

Lo que sigue es una observación propia a través de la cual se presenta una panorámica acerca de lo más relevante del arte popular mexicano.

Tan sólo como una idea de las grandes obras de arte popular que comprende la producción artesanal en el vasto territorio nacional, podemos mencionar que se elaboran productos textiles, muebles y enconchados virreinales, metalistería (en cobre y orfebrería fina en oro y plata), trabajos de arte plumaria, alfarería o cerámica, objetos de barro, maqueado, cestería, cartón y papel, lapidaria y cantería, cuero, hueso, cuerno, concha, cera, coral y carey, además de instrumentos musicales, máscaras y la técnica del vidrio, todo esto como muestra indiscutible de la profunda tradición, simbolismo, cosmovisión y riqueza imaginativa de los hombres y mujeres que han dedicado sus vidas a tan loables actividades, que representan nuestra rica identidad cultural y nuestras más profundas raíces.

Alfareros de la época.

ARTESANÍA MÁS PRIMITIVA: LA CESTERÍA

En este sentido, señalaba el famoso historiador Don Gilberto Jiménez Moreno, que el aprendizaje del entrecruzamiento de fibras duras dio como resultado el nacimiento de la cestería, a la que consideraba como la artesanía más primitiva de México, y menciona además, que quizá un cesto dejado en un sitio lodoso, cercano a una hoguera, por el efecto del calor coció el barro enseñando al hombre primitivo el camino de la alfarería.

Es factible que así haya sido, sin embargo, es casi imposible demostrarlo como también lo es seguir la pista de cada una de las actividades artesanales que el antiguo mexicano fue desarrollando con el correr del tiempo.

No obstante, fue don Rafael Carrillo Azpeitia (quien consagró su vida a la defensa de la identidad nacional), quien nos legó la descripción más completa (y hasta ahora no superada) de lo que es este indicativo de nuestra cultura, tal vez mal llamado genéricamente “artesanías”.

Arte en vidrio.

 Don Rafael escribió: “El arte popular – que nace y muere cada día -, es obra de hombres y mujeres que ponen en juego la riqueza de su imaginación y la habilidad de sus manos para lograr una obra ligada, no sólo a quien la realiza, sino también a la colectividad en que se origina y cuyas formas directas descubren las necesidades que está destinada a satisfacer. El arte popular no se estudia; vive y muere sin la venia de las academias…”

 LAS DIFERENTES EXPRESIONES ARTESANALES

Con la intención de ubicarnos en el origen que dio lugar a la enorme producción industrial, mencionaremos las expresiones artísticas que nacieron varios siglos anteriores a la conquista de México, como la alfarería y textiles elaborados en telar de cintura que representan en la actualidad el porcentaje más alto de la producción artesanal nacional; cestería, orfebrería en oro, plata y cobre; lapidaria y cantería, lacas, máscaras, madera, papel amate y cuero, así como objetos elaborados con concha, hueso, coral y cuerno y el bellísimo arte plumaria, que en su conjunto se perfeccionaron conforme las culturas mesoamericanas se fueron desarrollando.

El proceso de colonización aportó el conocimiento del vidrio, el cartón, el hierro forjado y el aprovechamiento de la cera; la calamina, la laudería, la pirotecnia y los textiles tejidos en telar de pedal, e incorporó a la alfarería la técnica particular para la elaboración de la talavera.

Arte plumario.

MESOAMÉRICA, CRISOL DE ARTESANÍAS

Se afirma que la ubicación geográfica de las mejores expresiones artesanales de México se encuentra localizada del paralelo 22° hacia el sur, es decir, que sólo en aquellas regiones donde las culturas mesoamericanas alcanzaron un alto nivel cultural, las artesanías florecieron en sus más diversas manifestaciones, siendo los estados de Jalisco, Michoacán, Guerrero, Oaxaca y Chiapas, junto con Puebla, Estado de México, Distrito Federal, Querétaro, Guanajuato y San Luis Potosí (nosotros incluiríamos, sin duda también a Aguascalientes), donde se encuentran las producciones artesanales de mayor calidad.

AMENAZA

La cultura popular de México, compuesta entre otras muchas manifestaciones por tradiciones ancestrales como la danza, la música, festividades seculares y alimentos diversos, incluye por supuesto a todas las expresiones genuinas del arte popular y las artesanías.

No obstante, nunca como ahora todos estos elementos de identidad habían sufrido un embate tan poderoso, una infiltración solapada, ajena y brutal, que fuera tan tolerada y tan peligrosamente subestimada como viene sucediendo.

Barro negro.

Es preocupante que las instancias que tienen la obligación de defender a la “Suave Patria”, aquella que describió de manera magistral Ramón López Velarde y que hoy está gravemente amenazada, no hayan tenido la curiosidad de leer testimonios valiosos como los que nos legaron, entre otros, Gerardo Murillo (Dr. Atl), Gabriel Fernández Ledesma, Miguel Otón de Mendizábal, Rafael Carrillo Azpeitia, Alfonso Caso y Miguel Covarrubias, sólo por citar a unos pocos, quienes de diversa manera demostraron la impostergable necesidad y obligación de defender a cualquier precio la identidad nacional.

LO QUE SE DESTACA DE AGUASCALIENTES

Alfarería.- Se sabe que el inicio de la producción alfarera con esmalte en nuestro país parte de la fabricación de la loza conocida con el nombre de mayólica – de Mayorca -, denominada “Talavera”. Su elaboración nace en la ciudad de Puebla a manos de los primeros españoles ahí radicados; en esa ciudad fue donde alcanzó su mejor y mayor desarrollo, pasando con posterioridad a Guanajuato y Aguascalientes.

Cajonera de estilo poblano.

Textiles.-  En Aguascalientes las expertas manos de las mujeres artesanas se han especializado sobre todo en los productos del deshilado, artesanía con la que se ha destacado a nivel mundial, alcanzando reconocimiento unánime por los bellos diseños que no son privativos de esta ciudad capital, sino también del interior del Estado.

Esto es tan sólo una muestra de lo que se elabora en general en el país, y específicamente en Aguascalientes, quedando un testimonio de creatividad y calidad de infinidad de artesanos, hombres y mujeres, sencillos y humildes que viven y existen a lo largo y ancho de nuestro país.

Para muestra ofrecemos algunas fotografías relacionadas con las diferentes expresiones artesanales.

Cerámica de Talavera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: