Valores geológicos de Cuba

Teyuné Díaz Díaz* ________________________

La Habana (PL).-  Cuba posee importantes sitios de valor geológico, cuyo conocimiento  posibilitará identificar lugares de interés científico y económico, patrones naturales relevantes que puedan ser considerados monumentos locales y nacionales, y espacios factibles para desarrollar el geoturismo.

Este es una modalidad del turismo de naturaleza muy buscada en el mundo actual, no solo por especialistas sino también por excursionistas. Entre sus ventajas está el hecho de que no requiere ni grandes inversiones ni comodidades, pues los viajeros buscan formaciones geológicas, estructuras y paisajes en sitios de interés geológico, explicó en entrevista exclusiva con Prensa Latina el jefe de Paleontología del Instituto de Geología y Paleontología (IGP), Roberto Gutiérrez Domech.

Destacó que uno de los lugares donde existe un elevado potencial para promover y desarrollar esa actividad es en la occidental provincia de Pinar del Rio, específicamente en la  localidad de Viñales, una zona conocida fundamentalmente por la práctica del turismo de naturaleza.

Explicó que se trabaja para lograr un consenso entre el IGP y el Ministerio cubano de Turismo, al cual se propusieron diversas localidades para la práctica de esta variedad turística como una vía para afianzar nuevas ofertas sustentadas en la calidad y como otra alternativa al turismo de sol y playa.

El desarrollo de excursiones geológicas requiere determinados cuidados para preservar el entorno y el IGP recomienda, entre otros, el uso de guías especializados, organizar el acceso luego de determinar la carga diaria que puede recibir cada lugar, así como no realizar construcciones que cambien su fisionomía, no recolectar  muestras y piezas, y sobre todo llevarse solamente los recuerdos fotográficos.

El experto resaltó que atendiendo a las características y abundancia de geositios en Viñales se propuso a las autoridades competentes constituir el primer geoparque cubano en esta zona, lugar que contará con un valor agregado, pues las comunidades cercanas podrán explotar el sitio sin afectarlo y, a la vez, lograr beneficios económicos.

De acuerdo con un estudio, la región posee 57 geositios, 10 internacionales, 23 nacionales, 18 regionales y seis locales.

En esta gran variedad de lugares de interés geológico, se encuentran: estratotipos de diferentes formaciones geológicas del Jurásico y el Cretácico, estructuras rocosas de caprichosas formas, una fauna fósil característica de los periodos señalados de la Era Mesozoica, con restos de ammonites, peces y reptiles, y un relieve cársico superficial y subterráneo que cuenta con los dos sistemas cavernarios más grandes de Cuba, Palmarito y Santo Tomás, amplió.

Unido a ello, existe una variada biodiversidad de plantas y animales endémicos. También signos de la presencia de aborígenes como vasijas, herramientas y pictografías en cuevas, y además un basamento histórico, escenario de la guerra de independencia, detalló el también investigador titular.

Sobre los geoparques, explicó que para su constitución se establecen varios requisitos, en primer lugar la conciliación con las autoridades locales y provinciales, y con organismos del Estado como los ministerios de Turismo, Agricultura, y Energía y Minas, procesos ya concluidos.

Actualmente se  analiza la propuesta en el nivel nacional para  luego determinar si es factible presentar ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) a Viñales como un geoparque mundial.

El concepto de geoparques es relativamente nuevo, pues surgió en el año 2000 en el XXXI congreso Internacional de Geología, de la Unesco para convertir en patrimonio de la humanidad a lugares con características geológicas que contribuyan a entender el pasado del planeta.

INVENTARIO GEOLÓGICO

A partir de la importancia de conocer el patrimonio natural cubano se determinó realizar un inventario geológico nacional, investigación que se comenzó en 2005. Hasta el momento, se identificaron unos 500 sitios de interés geológico de acuerdo con la metodología que creó el equipo de trabajo. La información sobre esos geositios se puso en conocimiento de las autoridades locales para que conozcan los lugares de importancia que poseen en su terreno, y tomen las medidas necesarias para su preservación, apuntó el experto.

Esta metodología propicia tener una visión cuantitativa y cualitativa más clara de un lugar desde el punto de vista geológico (y mineralógico, paleontológico, hidrogeológico). Para ello, en el inventario y la evaluación de los geositios se tienen en cuenta 10 parámetros: estado físico,  representatividad,  valores científico, histórico, estético; rareza, irrepetibilidad, así como la vulnerabilidad, tamaño, accesibilidad y la importancia didáctica.

El estudio comenzó por el cabo de San Antonio, extremo más occidental de la isla, y en la actualidad abarca prácticamente el territorio nacional. Se trabaja actualmente en la provincia de Granma y solo quedan pendientes Guantánamo y Santiago de Cuba, señaló el investigador.

Significó que es importante para un país el conocimiento geológico, porque resulta imprescindible para el desarrollo de la economía nacional, y ante intereses de posibles inversionistas en el sector minero, ejemplificó, pueden mostrarse  aquellos lugares donde se encuentren formaciones que albergan esos yacimientos, como un trabajo adelantado.

Esto permite ahorrar trabajos de laboreo como perforaciones, sondeos geofísicos, y otros que pueden resultar costosos o dificultosos por escasez de recursos o afectaciones al medio ambiente.

Gutiérrez comentó además que el IGP, junto con otras entidades, trabaja en la confección de un cuerpo legal que permita definir cuándo un lugar es un punto de interés geológico o geositio, y que al mismo tiempo a través de la Comisión de Patrimonio Natural de la Comisión de Monumentos se vincule una figura al manejo y protección de esos lugares.

La pretensión es crear una norma legal para regular esos temas que complemente a  las leyes actuales de patrimonio y de monumentos que son muy antiguas y abordan de manera general  la protección a estos sitios, aseveró.

UN POCO DE HISTORIA…

El patrimonio geológico es un concepto relativamente nuevo relacionado con la toma de conciencia del hombre hacia la protección de la naturaleza, cuyo conocimiento y conservación permitirá estudiar e interpretar su comportamiento en épocas pasadas para  pronosticar las futuras.

En la conferencia general de la Unesco de 1972 se definió el patrimonio natural como  los monumentos naturales constituidos por formaciones físicas y biológicas o por grupos de las estas.

El patrimonio geológico es el conjunto de recursos naturales geológicos de valor científico, cultural y/o educativo, que permiten conocer, estudiar e interpretar el origen y evolución de la Tierra, los procesos que la modelaron, los climas y paisajes del pasado y el presente, y el origen y evolución de la vida.

*Periodista de la Redacción de Economía de Prensa Latina.

Leave a Reply

Photo Gallery

Designed by Gabfire themes