El GCDMX revisará el expediente ex Ruta 100

Ciudad de México, a 29 Noviembre de 2019.- Consciente que el desempeño de los trabajadores no solo obedece a mantener un bienestar para las familias, sino que contribuyan al desarrollo de cualquier ente ya sea público o privado, la secretaria de Gobierno de la Ciudad de México, Rosa Icela Rodríguez Velázquez, anunció que el GCDMX revisará el expediente ex Ruta 100, para solucionar lo más pronto posible el conflicto que ya tiene una antigüedad de 24 años.

A 24 años de su desaparición, la entonces Ruta 100 fue una empresa dinámica en el rango del transporte urbano, logrando el reconocimiento y orgullo a los ojos de América Latina.

En esta ocasión, podría considerarse que el Gobierno de la Ciudad –emanado de la izquierda democrática-, está decidido hacerle justicia a los 12,004 ex trabajadores de la desaparecida Ruta 100.

Un tercio de ese censo de choferes ha fallecido por diversas causas producto de la senectud, que lamentablemente no pudieron ver el esfuerzo de su lucha plasmado en las leyes para que se les hiciera justicia, no obstante que dejaron a sus herederos quienes gozarán del fruto de sus jefes de familia desaparecidos.

El gobierno de la ciudad debe brindar, como atención al ciudadano, pero más enfocado a la defensa de los derechos de los trabajadores, a reconstruir lo que en su tiempo debió haber sido resuelto, apuntó Rosa Icela Rodríguez en reunión privada con la Comisión Liquidadora ex Ruta 100, donde se reconoció la existencia de otros grupos afines que buscan también que se les haga justicia.

Al respecto, el líder moral de la ex Ruta 100, Jorge Cuellar Valdez, desacreditó a los grupúsculos que solo acuden a entrevistarse con las autoridades sin tener ninguna representatividad legal, toda vez que la Comisión Liquidadora está en proceso de liquidación ante el Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje en el  expediente 15297/95, cuaderno 44, resolución de fecha 6 de julio de 2004.

Si bien consideró que su lucha se finca “por el rescate de la dignidad, los derechos y el patrimonio de la clase trabajadora”, a 24 años de la desaparición de la ex Ruta 100, más de 12 mil trabajadores tiene la esperanza que el gobierno de la ciudad que encabeza la doctora                Claudia Sheinbaum, considere que las personas que pertenecieron a esta central camionera urbana, orgullo de América Latina, todas son de la tercera edad.

La Secretaria de Gobierno de la Ciudad de México, Rosa Icela Rodríguez, dijo que lo importante de todo esto es la solución del conflicto, por lo que llamarán a los titulares de la Fiscalía General de Justicia de la capital (Ernestina Godoy), y del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad (Magistrado Rafael Guerra Álvarez), para estudiar los avances e investigaciones que conciernen a este apremio laboral.

Hoy, apuntó Cuellar Valdez, recobra vigencia los puntos de acuerdo y de exhorto que se signaron tanto en la Secretaría de Gobernación, como en el Poder Legislativo federal y el de la Ciudad de México, para impulsar la solución que se suscribieron desde el 19 noviembre de 2014.

En la exposición de motivos se plantean diversos numerales:

1.- La VI Asamblea Legislativa del Distrito Federal tiene el carácter de representación popular, dentro del ámbito de los problemas sociales que afectan a la Ciudad de México y que tiene las facultades y atribuciones para lograr la conformación de un punto de acuerdo parlamentario plural, que con su intervención e intermediación logre sentar las bases de una ruta crítica que lleve a la solución integral y definitiva del conflicto Ruta-100.

2.- La Comisión Liquidadora del Sindicato Único de Trabajadores de Autotransportes Urbanos de Pasajeros Ruta-100 (SUTAUR-100), ha realizado diversas promociones y gestiones ante autoridades legislativas  y judiciales sin que hasta la fecha se haya logrado la solución del conflicto social económico y político Ruta-100.

3.- El martes 26 de octubre de 2004, el Senado de la Republica de la LIX Legislatura Federal del Congreso de la Unión, publicó en cinco páginas de su gaceta oficial número 70, la denuncia de los ex trabajadores de la ex Ruta-100 en relación  al despojo, fraude maquinado y traición que han sufrido por sus representantes y los incumplimientos del Gobierno capitalino en relación con los convenios políticos.

4.- El 25 de noviembre de 2004, la III Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), resolvió en su plenaria y por mayoría de votos, hacer un respetuoso exhorto al entonces Gobierno del Distrito Federal para abrir un espacio formal de negociación que atienda el conflicto de los ex trabajadores de ruta 100.

5.- El otro punto de acuerdo de la III ALDF, fue el de solicitar al Gobierno capitalino cumpla con los compromisos asumidos con los ex trabajadores de la ex Ruta 100 y que la Secretaria de Transportes y Vialidad, instrumente las acciones necesarias para la entrega de 900 concesiones individuales para la prestación del servicio público de transporte de pasajeros sin itinerario fijo, y una concesión para 180 autobuses pendientes de los convenios políticos.

6.- El 17 de octubre de 2006 y el 29 de marzo de 2007, el Senado de la Republica de la LX Legislatura Federal del Congreso de la Unión, publicó en cuatro páginas de su Gaceta Oficial, la propuesta con punto de acuerdo del senador Arturo Escobar y Vega, que establece:

PUNTO DE ACUERDO

UNICO: El Senado de la República del H. Congreso de la Unión, respetuosamente solicita al GDF que a la brevedad instale una mesa de trabajo con los interesados en el que participen todas las dependencias y entidades del gobierno local que se encuentren involucradas en la solución del conflicto con el SUTAUR-100 (en proceso de liquidación), y se establezca una ruta crítica definitiva que lleve a la solución integral de los acuerdos pactados entre ambas partes, así como de la problemática general del conflicto.

En tiempo y forma, el Congreso de la Ciudad de México, antes Asamblea Legislativa, desde ese entonces conminó a las autoridades resolver la problemática de Ruta 100 con el cumplimiento de los acuerdos económicos y financieros precisados, pero las condiciones no se habían dado, hasta que ahora la administración del gobierno de la Doctora Claudia Sheinbaum, se comprometió en acelerar su resolución legal.

En el pasado, el Poder Legislativo de la capital, exhortó a las autoridades correspondientes a cumplir con los citados acuerdos, para lo cual se signaron cuatro puntos, de los cuales dos de ellos, han sido resueltos parcialmente.

PRIMERO.- La asignación de un presupuesto suficiente por parte de la VI ALDF, para que el GDF, liquide e indemnice todos los adeudos e incumplimientos de los convenios políticos incluyendo el (28%) que les fue descontado de su liquidación a los 12,004 trabajadores de la ex Ruta-100, dicha negociación debe de llevarse por conducto de su representación legal que es la Comisión Liquidadora con toma de nota y personalidad jurídica acreditada.

SEGUNDO.- Establecer una mesa de diálogo y negociación que se lleva entre la Secretaria de Gobierno capitalino, con la Comisión Liquidadora del SUTAUR, y con los actuales representantes de las empresas de Grupo Metropolitano de Transporte (GMT) con intervención de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal y poner un interventor en las cajas administradoras de las sociedades mercantiles antes señaladas para la devolución a los 7,012 inversionistas de la inversión del (30%) con sus respectivos rendimientos a la fecha, a todos y cada uno de los aportantes a la creación de dichas empresas.

TERCERO.- El cumplimiento inmediato al convenio político de fecha 29 de marzo de 2012, mediante depósito de las cantidades correspondientes por parte de finanzas a favor de la Secretaria de Movilidad, del pago de los derechos de concesiones y tarjetones suscritos en el convenio político a la Tesorería del gobierno de la ciudad; y,

CUARTO.- La creación de fuentes de trabajo reales y necesarias en materia de transporte para los trabajadores de la extinta ruta 100 y, o sus beneficiarios.

Por lo anterior, a 24 años de la desaparición de una de las centrales camioneras urbanas y modelo para los países de  América Latina, el Congreso de la Ciudad de México también manifestó su amplio e irrestricto apoyo a los trabajadores de la ex Ruta 100 para solucionar su conflicto que dejó a más de doce mil servidores públicos sin empleo, convirtiéndolos práctica e históricamente en hombres en condiciones de calle, arrastrando una lacerante pobreza y miseria total.

Ël líder camionero Jorge Cuellar Valdez, presidente de la Comisión Liquidadora del Sutaur-100  informó a sus representados que “con las movilizaciones políticas y sociales hemos logrado abrir las negociaciones con el Gobierno de la Ciudad de México y dar formalidad y seriedad a una mesa de diálogo y negociación de manera seria y respetuosa, por lo que damos por concluido este año 2019 con compromisos con el GCDMX, fundamentados en el Punto de Acuerdo signado por la Sexta Asamblea Legislativa del entonces Distrito Federal, hoy Primer Congreso de la Ciudad de México, de fecha 19 de noviembre de 2014

En este contexto, formuló que para concluir su informe, reiteró: “Nosotros los sutaures, no podemos aceptar esta masacre y genocidio que han hecho con nosotros a lo largo por más de dos décadas, como un hecho normal”, por lo que finalmente anunció: “Por ello seguiremos luchando hasta sus últimas consecuencias, hasta lograr que se nos haga justicia”.

¡SI NO HAY JUSTICIA NO HABRA PAZ!

“SUTAUR, VIVE” “LA LUCHA SIGUE”

FRATERNALMENTE

POR EL RESCATE DE LA DIGNIDAD LOS DERECHOS Y EL PATRIMONIO DE LA CLASE TRABAJADORA

LA COMISION LIQUIDADORA DEL SUTAUR-100

Print Friendly, PDF & Email

You must be logged in to post a comment Login

Photo Gallery

Designed by Gabfire themes