Sobre el chat de las víctimas de los retenes

Comparto Viborianus…MARTES 13 NOVIEMBRE 2018. Basta de muerte y saqueo. Sigamos alzando la voz, exigiendo Justicia y Paz. !ALTO AL TERRORISMO!

Victoriano Robles Cruz _________________

En esta columnilla queremos compartir parte de la charla sostenida ayer con un excompañero de trabajo, buen colega laboral, además de compartir buenos momentos con la familia. Cuestiones que valoramos y agradecemos con entusiasmo, sobre todo en momentos de un deterioramiento de muchos valores familiares y con el abandono social por los responsables de la seguridad pública. Aún, en estos tiempos, conservar a hijos y nietos con los tradicionales valores de respeto para con sus semejantes son una muestra de una buena construcción familiar. Nuestro reconocimiento para el colega y su familia, y pasamos “a lo que nos truje chencha”, dicen en mi pueblo.

El comentario surgió por los envíos –por la vía del chat en whatsapp- de la información recogida y compartida de los sitios donde se instalan los operativos policiales, para supuestamente administrar de mejor manera la documentación de los propietarios de los vehículos, que transitan por la ciudad chetumaleña. Sobre la creación del grupo del chat social ya hemos comentado en otra columnilla; sin embargo, los iniciadores del chat fueron víctimas de los abusos policiales, al grado de que fueron hasta encarcelados por tres días acusados de faltas a la autoridad. ¡Los abusos han sido el distintivo de estos operativos! ¡A eso se opone cualquier individuo sensato!

El chat extraoficialmente se ha denominado por los mismos partidarios: el chat de las víctimas de los retenes. No pretende evadir las responsabilidades inherentes a la posesión de algún vehículo, ni tampoco circular de manera furtiva u oculta asociado con algún interés delincuencial. ¡Para nada! Siempre ha sido, solamente con una gran responsabilidad social. Creemos y así lo pensamos –al menos gran parte de los afiliados-, que las medidas con las cuales se instalan estos operativos, no son eminentemente regulatorias para los conductores de los vehículos. También conlleva el propósito recaudatorio por encima del regulatorio. Ya convertida en una buena costumbre para las finanzas.

En la charla surgió el comentario de un incidente reciente con un familiar, en el cual, la víctima, en el traslado de la escuela al hogar, iba hablando con su celular, cuando fue sorprendida por unos jóvenes en motocicleta y gracias a su valentía y respuesta inesperada, para con los presuntos ladrones no pudieron robarle el dispositivo electrónico. Luego de manera organizada intentaron con diferentes vehículos encontrar a los fechores del posible hurto. ¡No tuvieron éxito!

El colega nos cuestionaba: ¿no crees que con tus envíos de advertencia con la ubicación de los lugares donde están instalados los retenes no estás contribuyendo con la delincuencia? Nosotros le contestamos que ¡no! Le explicamos: primero, las personas con las cuales compartimos información en nuestros chats son colegas del periodismo, en su gran mayoría, familia y amigos de la familia, profesores organizados; familia de chetumaleños interesados en la información, en la lectura, en la política. Segundo: otro grupo constituido de burócratas interesados en el desempeño público de la administración y al final un importante sector de los denominados políticos interesados en la información pública y cotidiana. Tercero: No tenemos listado a alguien al menos identificado abiertamente con la delincuencia. Ni tampoco tenemos a alguna persona con estas características cercano a nuestras amistades, a nuestro ambiente social. Por lo tanto, seguimos creyendo en el altruismo de nuestras amistades del chat.

Interpelamos, a nuestro colega: es más probable que los mismos policías, instalados en esos retenes, tengan mejor conocimiento de los personas relacionadas o vinculadas con la delincuencia, que nuestros asociados en los chats, los cuales hemos venido integrando y construyendo en varios meses y años. En nuestros chats no tenemos personas de dudosa procedencia. Las cualidades de quienes están dentro de nuestros chats son muy bien valoradas. Que no quepa duda de ello, le afirmamos. Por encima de nuestras diferencias siempre valoramos mucho el respeto para todos.

Si realmente quisieran acabar con la delincuencia que asalta, con vehículo motorizado, lo que ha faltado es voluntad y compromiso social. Dentro de las corporaciones de la Secretaría de Seguridad Pública, hay capacidad tanto de los recursos humanos, como materiales y de inteligencia; para reducir a su mínima expresión estos actos delincuenciales en toda la entidad. También nos consta que existen elementos policiales no vinculados con la delincuencia. Los hay apartados de esas cuestiones.

¿Por qué no han actuado los diferentes corporativos con fines sociales, de prevención, detención y ejecución de sanciones contra la delincuencia? Esa ha sido una respuesta que hemos buscado por siempre desde el inicio de esta administración, sin embargo, nadie nos responde. Y como compartíamos con nuestro colega, no busca la respuesta viborianus, es la sociedad que ya está harta de tanto vandalismo, de tantas ejecuciones, de tanto derramamiento de sangre. Los ¡YA BASTA! no han funcionado o no han sido escuchados. ¡La indiferencia es la que sorprende! ¡Y para colmo los abusadores son ahora los policías de tránsito!

PD.- Vamos a ver quién tiene la razón/Si yo soy abusadora o eres tú el abusador/Hoy me conocen por tu boca mezquina/Me dicen abusadora por las cuatro esquinas… (primera estrofa de la canción “La abusadora”, aquí cantada por Laura León.

www.facebook.com/viborianuscolumna

viborianus@gmail.com 

@viborianus   

www.viborianus.com

 

Escrito por en Nov 13 2018. Archivado bajo COLUMNAS, Viborianus. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

Deja un comentario

Galería de fotos

Designed by Gabfire themes