El asfalto sepultó a la Venecia de América

.- En México hemos sido muy descuidados con el uso de los recursos naturales, alerta el Doctor Miguel Arroyo Ramírez.

Blas A. Buendía / Reportero Free Lance _________________________

blasalejo@yahoo.com

No cabe duda que los recursos naturales son finitos, esta es una cuestión que a veces lamentablemente se nos olvida en nuestro país, donde hemos sido históricamente muy descuidados, dijo el Doctor en Derecho Miguel Arroyo Ramírez.

En su comentario político-jurídico que se transmite por Antena Radio 107.9 del Instituto Mexicano de la Radio (IMER), el jurista tamaulipeco reconoció lo alarmante que actualmente vive no solo de capital de la República, sino en todo el territorio nacional, referente a la poca protección que se tienen a los recursos naturales.

Nuestros ríos –subrayó- están contaminados, nuestras ciudades están contaminadas por muchos factores; nuestros bosques se van acabando, lo que queda de nuestras selvas se están socavando lentamente.

Esta Ciudad de México –alertó- que era una ciudad maravillosa, se le decía que era la Venecia de América con ríos y canales que la circundaban, lo que hicimos los mexicanos fue ponerle pavimento a todo, tenemos como una idea fija de que asentando el asfalto y entubando los ríos, “avanzamos y progresamos”, pero lamentablemente se traduce en una desgracia.

Y abunda: El caso es que poco a poco nos vamos acercando al momento donde los recursos se van terminando irremediablemente y donde vamos sufriendo las consecuencias de ello. De hecho, si no mal se recuerda, a principios de los años 90 o a finales de los años 80, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) realizó un estudio a través de algunos de sus organismos respecto de cómo sería el futuro de la Ciudad de México.

Una de las personas encargadas que conoció este estudio, alguna vez dijo: “…en aquel tiempo la Ciudad de México tenía un problema de contaminación del aire muy fuerte…”, y para mi sorpresa, todavía me comentó que “no era la contaminación lo que iba a provocar que la ciudad se fuera despoblando, sino que era la falta de agua, la falta de ese vital líquido, etcétera.

Algunos estudios establecían que la falta de agua haría crisis, pues en la primera década del Siglo XXI, sin embargo, la ciudad ha sobrevivido y en los próximos días enfrentará una escasez de agua provocada por algunos factores que no tienen nada que ver con la ausencia del líquido, sino por supuesto con el agotamiento de nuestros mantos subterráneos y por supuesto con el hecho de que tenemos que traer el agua de cientos de kilómetros y eso requiere labores de mantenimiento.

Y es totalmente cierto lo que revela el Doctor Arroyo Ramírez, quien es integrante del Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México, “la Ciudad de México vive una de sus máximas temporadas de lluvia que ha tenido, el año pasado fue, parece similar; y en los últimos años, hemos tenido frecuentes inundaciones.

“Lo que nos lleva rápidamente a pensar que tenemos que crear temas de captación del agua de lluvia para, por supuesto, reforzar nuestros mantos acuíferos subterráneos.

“Hay muchas ideas al respecto, hay la tecnología al respecto y lo que tenemos que hacer es implementar estos sistemas y ponernos a trabajar porque si no, sí de verdad se nos va a terminar el agua, no cuatro días que va a ser algo muy crítico, o tres días que va a ser algo muy fuerte, sino que podemos vivir temporadas largas de escasez”, puntualizó.

Escrito por en Oct 20 2018. Archivado bajo NACIONAL. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

Deja un comentario

Galería de fotos

Designed by Gabfire themes